in ,

En Santa Ana no hubo beneficios

Una comerciante de verduras en una de la zonas que aún queda abierta en el mercado de Santa Ana durante esta contingencia

Las ventas en el mercado, caídas antes del Covid

A paso lento, un hombre de edad avanzada entra al mercado de Santa Ana, tiene que ingresar por la puerta sur, pues el lado poniente está cerrado. Apenas hay unos cuantos taqueros sentados, extrañando aquellos días en que “acosaban” a la gente que caminaba cerca de ellos para venderles tortas, tacos, panuchos...

El anciano llama la atención, es la única persona que entra a la zona de verduras de ese mercado que se ve gris, apagado, pues la mayoría de los comercios permanece cerrado como consecuencia de la pandemia por el coronavirus Covid-19.

En un local está Fernando Baas Tun, vecino de Chuburná, quien no pierde las ganas de seguir trabajando.

Los mercados Lucas de Gálvez y Benito cerraron hace dos días, pero en nada repercutió en Santa Ana, dice don Fernando, quien asegura que los beneficiarios de esa medida fueron los que trabajan en la Casa del Pueblo, hoy sede estatal del PRI.

Renán Cetina, un pollero que lleva más de 15 años en Santa Ana, explicó que desde hace años han caído las ventas en el mercado y ahora con la contingencia apenas venden el 20% de lo acostumbrado; el cierre de los mercados principales en nada ha repercutido.

Respecto a si esperan que cierren el mercado, dijo que ojalá que no, pues sería un golpe muy duro para ellos.

La situación en el mercado de Santiago no es diferente: unas cuantas personas continúan con los puestos abiertos y apenas hay gente, es prácticamente un desierto.

Nanci May Euán explicó que la gente sí acude con más frecuencia a ese mercado, lo que les genera más ventas, pero tampoco es lo que esperan vender. “Poquito a poquito ahí vamos”, dice.— Gabriel Chan Uicab

La zona de carnes también erstá desierta y los locatarios esperan que pronto pase la contingencia para que nse puedan recuperar económicamente.

Locales Inactividad

La mayor parte de los locales del centro de abasto cerraron por las medidas sanitarias.

Zona de carnes

La zona de carnes del mercado de Santa Ana también está desierta y los locatarios esperan que pronto pase la contingencia para que se puedan recuperar económicamente.

Ventas caídas

Locatarios dicen que desde hace varios años caen las ventas.

Prevé un mayor impacto en el PIB

La colaboración de Aitana y Reik supera distancias