in ,

Podría ser por un tiempo indefinido

William Vela Peón

La SSY denuncia violación de sellos de una clausura

 

La clausura de la hacienda San Juan Opichén, donde el miércoles pasado se realizó un evento social con “influencers”, podría extenderse de acuerdo con las irregularidades desde una semana hasta tiempo indefinido, pues dependerá de que sus representantes solventen las sanciones y se atengan a las disposiciones sanitarias que aplican para este tipo de eventos sociales, informó la Dirección de Riesgos Sanitarios de los Servicios de Salud de Yucatán.

Sin embargo, precisó que en el transcurso de ayer se tomó conocimiento de que los sellos de clausura habían sido rotos, por tanto se inició un proceso administrativo.

En torno a si influirá lo sucedido en mantener suspendida la reanudación de eventos sociales o es reflejo de la prohibición, la autoridad respondió que: “El gobierno del Estado lamenta que no se hayan cumplido los protocolos establecidos, y reitera que, en Yucatán, lo primero es la salud de la gente y no se dejará que por unos paguen todos los actores económicos que sí han estado siguiendo las disposiciones, ya que, de ponerse en riesgo la capacidad hospitalaria del estado, se tendría que dar marcha atrás en la reapertura económica”.

Añadieron que la sanción a estos establecimientos forman parte de las acciones dispuestas junto a éste sector productivo para vigilar el cumplimiento de las disposiciones sanitarias con el objetivo de mantener una reapertura económica segura en el estado.

Se preguntó también qué se requiere para volver a permitir festejos, a lo que señalaron “la reanudación de las actividades y eventos sociales está sujeta a la preservación de los indicadores necesarios, para garantizar la salud de los yucatecos, como el evitar el incremento del número de contagios y el eventual riesgo a la capacidad hospitalaria, que pudieran dar marcha atrás a dicha reapertura económica, afectando a más sectores económicos de la entidad”.

“Ésta y todas las medidas dispuestas ante la evolución de la pandemia siempre han sido tomadas con base en las opiniones de los epidemiólogos y expertos en salud pública y privada de Yucatán que conforman el Comité de asesoramiento especializado en salud”, concluyeron.

Por la noche se informó que la Secretaría de Salud interpuso una denuncia ante la Fiscalía General del Estado contra quien resulte responsable de romper los sellos de clausura y de reanudar operaciones en la Hacienda San Juan Opichén.

El director Jurídico de la SSY, William Vela Peón, acudió ayer a la Unidad de Atención Temprana de la FGE para interponer la denuncia correspondiente contra estos hechos, tras lo cual se volvió a clausurar el establecimiento.

De acuerdo al procedimiento, una vez interpuesta la denuncia ante la FGE, personal de la misma dependencia acudió a la hacienda a realizar un reporte de lo sucedido, para que de manera inmediata las autoridades sanitarias coloquen de nuevo los sellos de clausura y apliquen otra multa de aproximadamente $70,000.— David Domínguez M.

Cabe recordar que el día de ayer este lugar fue clausurado por personal de de la Coordinación Estatal de Protección Civil (Procivy) y la Dirección de Riesgos Sanitarios de la SSY procedieron a la clausura e impusieron la multa correspondiente a este establecimiento y a otros 3 que infringieron los protocolos sanitarios al realizar un evento social con motivo de la inauguración de un establecimiento de modas.

La sanción incluyó tanto al establecimiento en cuestión, como al local donde se desarrolló el evento, la empresa banquetera y demás empresas que participaron en la organización de ese evento social, las cuales podrían ser acreedoras a multas de hasta $130 mil pesos cada una por incumplir las normas y poner en riesgo a los ciudadanos al no cumplir las normas sanitarias dispuestas por la SSY en torno a la propagación del Covid-19.

Hay que recordar que, para preservar la salud de los yucatecos y evitar rebrotes que pongan en riesgo la capacidad hospitalaria del estado, desde el pasado 14 de diciembre quedaron cancelados los eventos sociales, como bodas, bautizos o fiestas similares que impliquen grandes aglomeraciones de personas.

Como se informó, durante el periodo en que se permitió la realización de estos eventos sociales, se detectó, durante las supervisiones, que los protocolos no se estaban cumpliendo al pie de la letra de acuerdo con lo establecido en el acuerdo de reactivación económica, ya que quienes las convocan y quienes prestan los servicios de banquetes han actuado con irresponsabilidad, por lo que estas actividades siguen representando un foco de alto riesgo para la salud de los asistentes a este tipo de eventos y por consiguiente a todas las personas con las que interactúan.

Es por ello que las acciones implementadas tienen la finalidad de salvaguardar la salud de los yucatecos en atención al Acuerdo de Reactivación Económica Segura, conforme al semáforo epidemiológico a fin de verificar el cumplimiento de dichas medidas sanitarias emitidas por las autoridades federales y estatales.

 

 

Primera llamada a Biden

Las medidas y su antigüedad