in

La Marina, con más conocimiento táctico en la zona

El puerto de altura de Progreso

Debido a la ubicación estratégica de la Península de Yucatán y la Sonda de Campeche, la Secretaría de Marina incrementó su capacidad de inteligencia geoespacial y de conocimiento táctico en la zona, el año pasado, con imágenes satelitales de alta resolución y análisis de información decisiva, afirma Elías Razur Antonio, director del Observatorio Mexicano sobre las Drogas.

“Esta parte del país es estratégica por los pozos petroleros de Pemex en el mar de Campeche, por el puerto de altura de Progreso —puerta de entrada de combustibles, mercancías y turistas— y por la presencia de cárteles de la droga y de otros grupos de la delincuencia organizada que amenazan la seguridad nacional del área, añade Razur Antonio.

Entrevistado por teléfono en sus oficinas de la capital del país, el especialista afirma que de acuerdo con el último informe oficial sobre el tema, la Secretaría de Marina (Semar) colectó numerosas imágenes satelitales de muy alta resolución, a través del sensor Geoeye 1, capaz de generar modelos de elevación digital en los tres estados de la Península y en la Sonda de Campeche.

Estas imágenes se utilizan para elaborar productos de inteligencia geoespacial, generar y actualizar cartas náutica y documentos catastrales, monitorear instalaciones estratégicas y hacer labores de fotointerpretación y de análisis multiespectrales con el objeto de fortalecer el Sistema de Inteligencia Naval.

Los productos de geointeligencia sirven para la detección de cultivos ilícitos, pistas clandestinas, planeación de operaciones militares y cuantificación de daños por fenómenos hidrometeorológicos, añade Razur Antonio.

También para la ubicación de campamentos de entrenamiento de la delincuencia organizada, mapas delictivos y robo de combustible.

Su resolución es tal que es posible detectar los movimientos de personas hasta en una pequeña ranchería, explica el entrevistado.

Asimismo, en los últimos meses, los Centros Regionales de Inteligencia Naval ubicados en la Región Naval III, en Lerma, y V, en Isla Mujeres, elaboraron productos de inteligencia de carácter estratégico, “para proporcionar un panorama internacional y nacional de los campos de poder” y de temas relacionados con la delincuencia organizada, narcotráfico y seguridad interior.

De acuerdo con Razur Antonio, los informes de inteligencia estratégicos de la Marina incluyen las siguientes áreas o campos: político, donde se desarrollan las relaciones de poder para la toma de decisiones asociadas a la representación y manejo de los recursos públicos; económico, en el que se desarrollan las relaciones de generación y distribución de riqueza; sociocultural, que analiza las relaciones de convivencia, valores, credos, intereses y objetivos dentro de la sociedad, y militar, el campo en el que se desarrollan las Fuerzas Armadas.

Por medio de estos informes de inteligencia la Marina tiene elementos de juicio para tomar decisiones.

Esa dependencia y también la Secretaría de la Defensa Nacional han aumentado su capacidad para elaborar productos de inteligencia y de contrainteligencia, entre otros motivos, por el aumento del tráfico de enervantes por vía aérea en la Península.

Apenas el 5 de febrero las autoridades militares detectaron el aterrizaje de una avioneta con droga, procedente de Suramérica en las cercanías de Chetumal.

De acuerdo con el entrevistado, “la sobreproducción de cocaína en Colombia, Venezuela y en otros países ha incidido en el aumento de los vuelos del narcotráfico que aterrizan en la Península, principalmente en el sur de Quintana Roo”.

Según informes en poder del Observatorio, cada semana pasan por la zona tres vuelos ilegales con droga.

El año pasado los aterrizajes detectados por las autoridades fueron ocho y en 2019, 14, señala Razur Antonio.

La ciudad de Chetumal se ha convertido en los últimos años en una región codiciada por los cárteles de la droga, por su cercanía con Belice —donde los aterrizajes son menos perseguidos—, y por la geografía del lugar que permite los vuelos irregulares.

“Hay indicios para pensar que la capital de Quintana Roo es ahora un punto estratégico para el tráfico de estupefacientes, procedente de Suramérica, que llegan allí, se almacenan y luego se transportan por tierra a Estados Unidos”, dice Razur Antonio.

Debido a esto, añade, los cárteles de Sinaloa y Jalisco Nueva Generación estarían disputándose el territorio, lo que tiene en alerta a las autoridades.

Por eso y también por otras amenazas a la seguridad en la Frontera Sur —migración ilegal, tráfico de indocumentados, etc.—, la Semar incrementó su capacidad de recolección de información de inteligencia en la zona, concluye en la entrevista Razur Antonio.— HERNÁN CASARES CÁMARA.

Chetumal Narco

Droga

En octubre de 2020, la Secretaría de la Defensa y la Guardia Nacional hallaron una avioneta con 1.5 toneladas de cocaína en Chetumal, cerca de la frontera con Chiapas.

Aeropuerto

La aeronave tipo Hawker 800, sin matrícula, fue encontrada en las pistas del aeropuerto de Chetumal, donde aterrizó de manera ilegal. De acuerdo con los reportes, dos narcojets lograron evadir el sistema de radar y los sobrevuelos realizados por elementos de la Marina y Fuerza Aérea, despegando con dirección a Belice. Fue el tercer jet que aterrizó de manera ilegal en las pistas de la terminal aérea de la capital de Quintana Roo.

Mayor cuidado animal

Gustavo Rodríguez Vega: Homilía del I domingo de Cuaresma