in

Alegan despido sin justificación

Polémica en la Segey: habría dos decenas de casos

El pasado viernes 15 de junio la doctora Francia Isabel Miranda Rodríguez, maestra de sistemas computacionales y doctora en educación humanista, docente del Colegio de Estudios Científicos y Tecnológicos del Estado de Yucatán (Cecitey) con 19 años de servicio, los últimos cinco en el plantel Maxcanú, fue despedida sin que medie explicación alguna o se le informaran las causas de su despido, lo que la afectada ha calificado como injusto.

Asimismo, anteayer martes la maestra se reunió con el coordinador de recursos humanos del Cecitey, César Romero, quien le indicó que la razón de su despido obedecía a “cuestiones presupuestales”.

En esta reunión se enteró que el monto de su finiquito sería por una cantidad muy por debajo de lo que por derecho le corresponde dados su nivel académico y los años de servicios prestados a este sistema, por lo cual interpondrá una denuncia formal ante la Junta Local de Conciliación y Arbitraje, según adelantó.

Al parecer, así como el caso de la maestra Francia Miranda, hay alrededor de 20 administrativos y maestros, muchos de ellos con varios años de servicio y títulos de posgrado, que han sido despedidos bajo el mismo argumento y a cambio de un finiquito que no hace justicia a lo que proporcionalmente le han entregado al Cecitey.

Entrevistada al respecto, la doctora Miranda Rodríguez no oculta su malestar ante esta situación por la forma en que se dieron las cosas.

“En el Cecitey no se mueve nada si no lo ordena el secretario Liborio Vidal, en lo personal considero muy injusta esta situación no solo por los años que llevo de servicio, sino por el grado académico que tengo y que he forjado con mis recursos, no con los del Cecitey, con los míos, yo lo pagué para superarme, ser y brindar lo mejor, de lo cual se han beneficiado muchos estudiantes con quienes comparto mi experiencia y conocimiento”, dijo.

Como se sabe, el secretario de Educación apenas terminó la enseñanza preparatoria, situación que ha derivado en muchas quejas de directivos y personal relacionado con la educación, por considerar que no cuenta con las credenciales para dirigir la institución.

La doctora Miranda Rodríguez, de 48 años de edad y originaria de Mérida, es ingeniera y maestra en sistemas por el Instituto Tecnológico de Mérida y doctora en educación humanista por el Instituto Campechano.

Se integró al Cecitey hace 19 años, durante los primeros 14 laboró en el plantel Hoctún desempeñándose inicialmente como docente e incluso ocupando puestos directivos en el mismo.

Hace cinco años se le ofreció un cambio por parte del entonces coordinador del sistema Fernando Cervera, para integrarse al plantel Maxcanú en calidad de docente, pero con todos los beneficios de un cargo directivo, esto por su nivel académico y años de servicio, beneficios de los cuales nunca gozó. Sin embargo, siguió realizando su trabajo hasta que el pasado viernes le notificaron que ya no laboraría más en este sistema.

Aunque ha intentado hablar con el director general de Cecitey, Sergio Victoria, no le ha recibido, muy pocas veces han tenido contacto con él desde que él asumió hace algunos años la dirección general del sistema.

“Por otro lado, es absurdo el monto del finiquito que me están otorgando (15 veces menos según un cálculo), por supuesto que no lo acepté, como tampoco muchos de los compañeros despedidos en estas mismas circunstancias, en lo personal interpondré una queja ante la Junta Local de Conciliación y Arbitraje tan pronto ésta regrese a laborar, pues resulta que actualmente está en vacaciones, tal vez hasta septiembre” adelantó.— Emanuel Rincón Becerra

De un vistazo

“Dar cabida”

“No solo me despiden sin una razón válida, decir ‘cuestiones presupuestales’ no me dice nada, sobre todo cuando ya son 19 años de servicio”, dijo la doctora Miranda Rodríguez. “En cambio, sí me dice mucho que una persona como Liborio Vidal, que entiendo solo tiene terminada la secundaria, esté ordenando esto. Me da a pensar que mi despido y el de otros compañeros es para dar cabida a gente cercana a Liborio Vidal”.

Prevén 1.5 millones en la informalidad

Cartón de Tony: Chayo Julio César