in , , ,

“Quieren desalojarnos”: nueva marcha contra el Tren Maya, en agosto

Boleta de pasada consulta sobre el Tren Maya

El 30 de agosto próximo se realizará una marcha en contra del proyecto del Tren Maya, por sus afectaciones ambientales y patrimoniales. Saldría del remate de Paseo de Montejo rumbo al Monumento a la Patria.

Guadalupe Gutiérrez Cáceres, propietaria de una de las casas que se afectarían por la construcción de la vía férrea en Campeche, informó que los organizadores invitan a grupos de los estados donde pasará el tren.

Respecto al amparo a favor del colectivo que formaron los habitantes de las colonias Santa Lucía, Camino Real y La Ermita —en Campeche—, la señora Gutiérrez Cáceres dijo que Fonatur construirá el Tren Maya a como dé lugar, pero ella y otros 300 propietarios de casas que se ubican a las orillas de los rieles del actual derecho de vía tienen esperanza de que el juzgado federal proteja sus predios “porque están desde antes de la construcción de las vías del ferrocarril”.

La esperanza creció en este grupo que promovió el amparo porque el juzgado federal ya otorgó a su favor dos suspensiones y solo falta la sentencia definitiva, que sería el 24 de agosto próximo.

“Como afectada, siento que con estas dos suspensiones de amparo vamos ganando. Los abogados me dijeron que las autoridades no entregaron sus alegatos y por ello no se ha solucionado el amparo definitivamente”.

“El sistema judicial no está trabajando al 100%, no camina tan rápido el amparo. Nos amparamos contra Fonatur y ONU Hábitat porque en plena pandemia del coronavirus y suspensión de todas las actividades no esenciales, ellos hicieron las entrevistas en encuestas sin las medidas sanitarias y protocolos porque querían desalojarnos de nuestras viviendas para que comiencen los trabajos del Tren Maya”.

A su decir, el fondo de esas entrevistas y encuestas son el desalojo de sus casas, pero Fonatur no ha presentado ninguna propuesta de reubicación o indemnización, aunque de antemano no la aceptarían.

Esperan que no los muevan de sus casas porque tienen más argumentos de defensa contra el proyecto porque “nosotras fuimos primero antes que el tren”.

Fonatur acaba de difundir el Manifiesto de Impacto Ambiental Regional del tramo de Champotón a Izamal en un documento de 2,000 hojas con mucho tecnicismo, pero en esencia pide a los que viven a las orillas del derecho de vía actual en Campeche que cedan 40 metros para que pueda transitar el tren rápido.

Esos 40 metros serían 20 de un lado y 20 del otro para que tenga el ancho idóneo para que transite el ferrocarril y construyan la cerca de malla para evitar el paso de gente y vehículos sobre las vías.

“Esa medida que nos piden nos sacará de nuestras casas”, señaló. “No sé cómo es que harán un proyecto de tal magnitud si hay muchos problemas. Seguro nos van a desalojar porque Fonatur ha dicho que el proyecto va porque va”.

Sé que mañana (por hoy viernes) se pondrá a discusión en Champotón el MIA Regional que abarca Palenque a Izamal, habrá un foro, pero está limitada la participación, señaló.

Es inaudita la petición de Fonatur de que cedan 20 metros del frente de sus casas, cuestionó Guadalupe Gutiérrez. Actualmente el derecho de vía de los rieles que pasa por el centro de Campeche es de 10 metros. Esos 20 metros adicionales que piden quiere decir que el tren se metería a su sala y comedor, prácticamente le quita la mitad de la propiedad. —JOAQUÍN CHAN C.

Protección a las víctimas: supermercados darán refugio en casos de violencia

Foráneos burlan retenes todavía