in

Resuelto un problema de asesores educativos

Ayer se inició la entrega de dinero de un patronato

La espera de 870 asesores educativos y “aplicadores” de todo el estado llegó a su fin ayer, al liberarse $2.964,000 correspondientes a las gratificaciones de tres meses.

Los beneficiados son personas que se encargan de acompañar en sus asesorías y preparación a más de 10 mil educandos que atiende el Instituto de Educación para Adultos del Estado de Yucatán (Ieaey).

Los asesores educativos y “aplicadores” no tienen relación laboral con el Ieaey. Dependen del Patronato para el Desarrollo de Jóvenes y Adultos, A.C., que les entrega los pagos a manera de gratificación, no de salario.

El retraso en la entrega del dinero —a causa de cambios en el patronato y en asuntos hacendarios, según se informó— había generado cierto malestar, principalmente en el interior del estado.

Entrevistado sobre el tema, el director general del Ieaey, Kirbey Herrera Chab, explicó que la dispersión de las gratificaciones se realizó mediante una institución bancaria y se extendió a las doce coordinaciones y el edificio central del instituto.

Al hacerlo de esa manera, apuntó, se garantiza más transparencia siguiendo los lineamientos de la Presidencia de la República y del gobernador Mauricio Vila Dosal. Los beneficiarios retiran el dinero con tarjetas de débito.

A una pregunta, dijo que los “aplicadores” son quienes apoyan durante la presentación de exámenes.— ÁNGEL NOH ESTRADA

¿A quiénes se pagó?

La liberación de recursos ayer, mediante una institución bancaria, benefició a 870 asesores educativos y “aplicadores”, la mayoría del interior del estado.

¿Qué hacen?

Esas figuras son quienes acompañan en su preparación a más de 10,000 educandos del Instituto de Educación para Adultos del Estado de Yucatán.

La final del Sur, Leones Vs Diablos, arranca en el infierno

Cartón de Tony: De fajas a fajas