in

Se oponen a una deuda

El diputado del PRI Felipe Cervera Hernández entrega a Janice Escobedo Salazar

Piden reorientar dinero aprobado con anterioridad

Aún no se turnaba a comisiones del Congreso para su revisión y discusión y ayer, ya desde temprano, al menos dos bancadas —las del PRI y el PRD— advirtieron que no aprobarían las solicitudes que hace el gobernador Mauricio Vila Dosal de contratar dos deudas por un total de 3,228 millones, para afrontar los problemas del coronavirus en Yucatán.

“No aprobamos el empréstito solicitado por el titular del Ejecutivo del Estado porque no se justifica de manera fehaciente, toda vez que existen recursos previamente aprobados dentro del presupuesto 2020, así como el decreto de emergencia emitido en días pasados”, es el primero de tres puntos en los cuales los priistas manifiestan al gobernador estar en desacuerdo con su solicitud de contratar dos créditos.

El jueves pasado publicamos declaraciones del diputado perredista Alejandro Cuevas Mena, en las que aclaró que estaba de a cuerdo con el crédito de $1,500 millones para hacer frente a la crisis actual, pero no con el crédito de $1,728 millones de pesos para acciones a futuro que ayuden a la recuperación del Estado, ya que ahora no se sabe cuánto se necesitará a futuro.

Precisamente ayer por la tarde en el Congreso se turnó a la Comisión de Presupuesto, Patrimonio Estatal y Municipal, esta solicitud del gobernador para contratar los dos créditos, de lo que informamos en nota aparte de esta misma edición, pero horas antes se informó que el PRI enviaría un escrito al gobernador manifestando su desacuerdo con la petición.

El oficio está firmado por Francisco Torres Rivas, presidente estatal del PRI; Jorge Carlos Ramírez Marín, senador priista; Felipe Cervera Hernández, coordinador de la bancada del partido en el Congreso estatal, y Sansón Israel Palma Santos, en representación de los alcaldes de este partido.

Señalan que, como todos los habitantes de Yucatán, su principal preocupación es que la salud de todos los integrantes de nuestra sociedad esté garantizada, por eso consideran “que el gobierno estatal debe reorientar el Presupuesto de Egresos 2020, ya autorizado, para priorizar el gasto inmediato a la compra de insumos, equipamiento hospitalario y, sobre todo, pruebas para verificar o descartar el contagio, como lo ha recomendado la Organización Mundial de la Salud (OMS)”.

Añaden que la reorientación del gasto debe ser tal que cubra las necesidades de todos los sectores de la sociedad, sobre todo de aquellos que por razones económicas o por ubicación geográfica carecen de la posibilidad de acceder a los servicios de detección y, en su caso, tratamiento ante un probable contagio. Además puede y debe prever las inversiones para reactivar la economía yucateca con el fin de superar los efectos de la contingencia.

“Son tiempos difíciles para todos, donde a la preocupación por la salud propia y de las familias, se suma el tema económico, el vendedor en la calle que no tiene clientes, los restaurantes que no tienen ventas, empresas de transporte que ya redujeron sus corridas por falta de usuarios, empresas que afrontan el pago de nóminas e impuestos con ingresos mermados a niveles preocupantes, es una larga lista de quienes sienten amenazado su patrimonio y su familia”, indica.

A todo eso agregan que “no vemos en los hechos que el gobierno estatal haga un reajuste de sus gastos, que use el dinero autorizado para atender de inmediato la contingencia, antes de solicitar autorización para aumentar el endeudamiento público”.

“Nos parece que primero hay que agotar las instancias que ya se tienen a la mano. Y esto sin considerar los recursos que ya anunciado el gobierno federal que ya están fluyendo hacia los estados para los mismos fines”, puntualizaron en el escrito.

Los priistas exponen que uno de los ejes fundamentales para afrontar una situación extraordinaria como la que atraviesa el país y el Estado es la participación de todos: de especialistas, los alcaldes, que son la primera línea de acción; diputados locales y federales, senadores, que son representantes de la sociedad; las cámaras empresariales, que juegan y tendrán un papel esencial en la recuperación de la economía, “para que todos juntos, sin distingo de colores o grupos, participen en la toma de decisiones, transparenten el manejo de recursos y perfilen las acciones a seguir para un mejor aprovechamiento de los recursos, de cara a la sociedad”.

Los priistas consideran se debe integrar un Comité de Participación y Vigilancia para la Atención de la Contingencia con la más amplia representación, ya que “es el camino para lograr la transparencia y eficiencia del gasto público ante la contingencia”.

“La reactivación positiva del entorno social y económico de los yucatecos no se resuelve solo con la adquisición, construcción o ejecución de obra pública, es necesaria una estrategia integral que abarque desde la atención a la situación en materia de salud, hasta la reactivación de la economía, incluyendo el diseño de políticas públicas y acciones precisas de gobierno para que se atienda por igual y de forma inmediata a la población que resulte afectada”.

En su escrito solicitan además al Ejecutivo estatal que “en la identificación y ejecución de las acciones a implementar en los recursos aprobados y reorientados, de acuerdo con la modificación presupuestal, se incluya de manera directa la participación de las autoridades municipales, con un Consejo Municipal Ciudadano integrado de manera plural y proporcional entre las fuerzas políticas del Estado, que avale la asignación y terminación de las acciones”.

“Estamos seguros de que todos queremos lo mejor para Yucatán, sin colores ni protagonismos, por lo que esperamos su respaldo y compromiso en bien del pueblo yucateco”.— DAVID DOMÍNGUEZ MASSA

Rechazo

Diputados del PRI especifican en un escrito por qué no están de acuerdo con una deuda.

“No se justifica...”

En su oficio, acuerdan que no aprobarán el empréstito (de $1,728 millones) solicitado por el gobernador “porque no se justifica de manera fehaciente, toda vez que existen recursos previamente aprobados dentro del presupuesto 2020, así como el decreto de emergencia emitido en días pasados”.

Reorientación del gasto

Los priiistas piden al Ejecutivo del Estado la reorientación del gasto aprobado para el ejercicio 2020, a fin de redistribuir los recursos para la atención inmediata de la contingencia, dotando también de recursos, insumos y capacitación a los 106 ayuntamientos, toda vez que la autoridad municipal es la primera línea de contacto y de atención ciudadana.

Sector privado

En la página 6 de esta sección publicamos un remitido en el que el Consejo Coordinador Empresarial expresa su postura con respecto a la petición del Poder Ejecutivo para que el Congreso le autorice a contratar un par de empréstitos ante la crisis que deja la contingencia.

Síguenos en Google Noticias

Edi285 fiscalia

Vinculado a proceso por robo con violencia en cd. Caucel