Santiago Nieto: ¿víctima de la venganza de adversarios políticos?

miércoles, 10 de noviembre de 2021 · 15:12

A diferencia de su esposo, Santiago Nieto Castillo que renunció a su cargo como titular de la Unidad de Inteligencia Financiera, Carla Humphrey Jordan aún se mantiene como consejera del Instituto Nacional Electoral (INE).

La colaboradora del órgano público encargado de regular los procesos electorales y de participación ciudadana en México, pese al escándalo que se suscitó después de su boda el sábado 6 de noviembre pasado en Antigua, Guatemala, sigue, hasta el momento, firme en su cargo.

Apenas el martes 9 de noviembre, la asesora electoral participó en dos asambleas programadas por el INE concernientes a la organización de los futuros comicios en 2022 en el país, según dio a conocer Carla en un tuit.

"Estamos en la 4ª Sesión Extraordinaria de la Comisión Temporal de Seguimiento de los Procesos Electorales Locales 2021-2022 del @INEMexico. Al final de ésta, se llevará a cabo la 5ª Sesión Extraordinaria Urgente", compartió la funcionaria.

Puedes leer: Santiago Nieto y Carla Humphrey se casan en Guatemala: quiénes son

Reacciones a favor y en contra de Carla Humphrey

El mensaje que la consejera del INE compartió en las redes sociales tuvo reacciones encontradas de los usuarios. Algunos le recriminaron que por la ceremonia nupcial acabó con la trayectoria e imagen política del que ahora es su cónyuge, y también debería renunciar.

Otros, más comedidos, la felicitaron por proseguir en sus actividades laborales e incluso elogiaron su matrimonio y por impulsar los derechos humanos de las mujeres, y desde el INE aportar su capacidad en favor de las mexicanas.

Hasta ahora su jefe, Lorenzo Córdova Vianello, no se manifiesta sobre el tema, después de su comentada, triunfal comparecencia ante los legisladores morenistas en la Cámara de Diputados, el 5 de noviembre pasado, en la víspera de la ceremonia marital de Carla.

El principio del fin de la boda de Santiago Nieto

Como informó Grupo Megamedia, Santiago Nieto Castillo se casó el sábado 6 de noviembre en Guatemala con Carla Humphrey Jordan en una iglesia de Antigua, al sur de la capital guatemalteca.

Entre los 300 invitados al enlace nupcial acudieron integrantes de la clase política mexicana pertenecientes a distintos partidos, empresarios y familiares de ambos, en una discreta ceremonia que terminó en un gran escándalo de grandes proporciones.

La primera secuela de esa boda, que anunció con inusual alegría el periodista yucateco Jenaro Villamil Rodríguez, presidente del Sistema Público de Radiodifusión del Estado Mexicano en su cuenta de Twitter, la sufrió Paola Félix Díaz, entonces secretaria de Turismo de Ciudad de México.

Te recomendamos: Paola Félix, secretaria de Turismo de la CDMX, sin trabajo por ir a una boda

La ahora exfuncionaria de la metrópoli, como dimos a conocer, fue acusada de viajar en un vuelo privado y además de llevar tener en su poder 35,000 dólares.

Después, en posterior aclaración Juan Francisco Ealy Ortiz, dueño de El Universal, aceptó que ese dinero le pertenecía y no declaró antes de ingresar al país centroamericano.

Se amarga la luna de miel de Santiago Nieto

Así la luna de miel de Santiago Nieto y Carla Humphrey tuvo un epílogo amargo. El zar anticorrupción de México se quedó fuera del gabinete presidencial y en su lugar se designó al exdiputado Pablo Gómez Álvarez.

Gómez Álvarez, economista egresado de la UNAM, es reconocido por su trayectoria a favor de causas sociales y derechos humanos a partir del movimiento estudiantil de 1968, designación que este miércoles 10 de noviembre respaldó el presidente López Obrador.

Sin embargo, a pesar de la supuesta grave falta de Santiago Nieto que le achacan personajes influyentes de la 4T cercanos al jefe del Ejecutivo federal, pronto se olvidaron de los frutos de su gestión al frente de la Unidad de Inteligencia Financiera, y lo crucificaron.

¿Posibles venganzas de enemigos de Santiago Nieto?

De acuerdo a algunos analistas políticos, el presunto desliz de Santiago Nieto fue la oportunidad que sus enemigos aguardaban con paciencia. No en vano el doctor en Derecho se ganó a pulso la enemistad de varios connotados políticos.

Un rápido repaso a los resultados de su trabajo lo avalan. Hasta mayo pasado el ahora exzar anticorrupción sumaba 21,375 cuentas congeladas, con más de 4,000 millones de pesos, entre ellas la de políticos mexicanos que están en la mira de las autoridades.

De hecho, Nieto encabezó hasta el lunes 8 de noviembre, día de su renuncia, una fructífera cruzada contra de la impunidad que derivaron en procesos del exministro Eduardo Medina Mora y el exsecretario de Seguridad de Pública, Genaro García Luna.

También del gobernador de Tamaulipas, Francisco Javier García de Vaca, y el exdirector de Pemex, Emilio Lozoya, en contra de quien presentó seis denuncias ante la Fiscalía General de la República. Y qué decir de las ironías de Félix Salgado Macedio.

Ahora, para decirlo en términos fiscales, todo parece indicar que a Santiago Nieto le pasaron la factura y paga las consecuencias de sus acciones contra los poderosos y antagonistas… el tiempo dirá.

Te podría interesar: AMLO: Fue buena la decisión de Santiago Nieto de renunciar a la UIF

Otras Noticias