in

Alcalde organiza "baile" desde azotea para evitar fiestas clandestinas

Por cuatro horas la gente disfrutó de un amplio repertorio para bailar y cantar (El Universal)

HUIXQUILUCAN.— Desde una azotea de la barranca de San Fernando, el alcalde Enrique Vargas del Villar, mezcló y activó un sonido con música de banda, mariachi, cumbias y rock para que los vecinos bailaran en los patios y techos de sus casas sin correr riesgo por la pandemia de Covid-19.

Tras cinco meses de confinamiento, en el que las fiestas y reuniones masivas están prohibidas en las barrancas de San Fernando y El Olivo, el alcalde panista activó la "fiesta colectiva" desde una azotea.

Además, este "evento" sirvió para levantar el ánimo de las familias que han permanecido la mayor parte del tiempo dentro de sus casas.

La gente bailó y cantó

En el techo de un edificio de cuatro pisos, ubicado en la calle Diagonal, uno de los más altos de esta zona popular, Vargas del Villar, mezcló música para animar el fin de semana a los huixquiluquenses.

La música se extendió en varios kilómetros a la redonda por cuatro horas. La gente bailó "La Chona", "Payaso del rodeo", cumbias y cantó canciones con mariachi, eso sí, cada familia desde su azotea y/o patio, para guardar la sana distancia.

También podría interesarte: Suspenden baile sonidero con 200 asistentes en Ecatepec

Matan a un gato y le avientan piedras al cadáver en Tzucacab

Ronaldinho es puesto en libertad tras meses detenido en Paraguay