in

Alertan por una cuota

Aspecto de una bomba de gasolina que despacha el energético en una estación de Ciudad de México

IMEF prevé un impacto negativo sobre la inflación

CIUDAD DE MÉXICO (El Universal).— El Instituto Mexicano de Ejecutivos de Finanzas (IMEF) calculó que el nuevo esquema de cuotas complementarias que se propone en el paquete económico 2021 para las gasolinas, tendrá un impacto de 50 puntos base en la inflación.

“Claramente va a tener un impacto en la inflación que puede llegar a tener de hasta 50 puntos base; muchos traen el pronóstico de 3.5% y si esta cuota pasa tal cual, estaríamos hablando que la inflación terminaría en 4%”, dijo el presidente nacional del Comité de Estudios Económicos, Gabriel Casillas.

En conferencia de prensa virtual, consideró que si bien no será un “gasolinazo”, al final del día la cuota tendrá una repercusión en los precios al consumidor.

“No lo vemos como un ‘gasolinazo’ sino como parte de la política recaudatoria del gobierno federal”, indicó el experto.

Casillas explicó que los precios de los combustibles deben ser libres, “por eso la Secretaría de Hacienda no los controla, sino que se rigen por la oferta y demanda en el mundo. De ahí que poner un impuesto fijo no es viable, y su razón de ser es para desincentivar el consumo de combustibles fósiles. Con ello, el gobierno federal tiene una buena forma de manejar el estímulo fiscal que le otorga a las gasolinas”.

Por su parte, el presidente del IMEF, Ángel García-Lascurain, dijo que el paquete económico en general no representa una respuesta a la situación de crisis por la que estamos enfrentando.

El directivo indicó que los cambios que se están planteando para modificar el Código Fiscal de la Federación tienen un límite y no resuelven el problema de fondo. Estableció que si bien están a favor del combate la evasión fiscal, se requiere ir más allá para ampliar la base de contribuyentes.

Casillas y García-Lascurain enfatizaron que el programa económico que se pone a consideración del Congreso de la Unión para el 2021, fue diseñado para una época de estabilidad y no para una fase de crisis.

“Es un paquete sin medidas contracíclicas”, advirtió el presidente del Comité de Estudios Económicos.

Agregó que “pese a que ya pasamos lo peor en la parte de la economía, falta que transite en empleos”.

"En empleos vimos lo peor en abril, pero falta recuperar 800 mil empleos formales", advirtió. Por primera vez el IMEF no ajustó sus expectativas para la economía mexicana. Mantuvo su pronóstico de una caída de -10% para el producto interno bruto de este año; mientras que para el siguiente lo dejó en una recuperación del 3%. En cambio, modificó al alza el estimado para la inflación de 3.60% a 3.80% para el 2020.

 

Fiestas patrias en Yucatán: así se vivió el Grito de Independencia

Cochinita pibil y su origen en “Las crónicas del taco”