in

Bloqueos por desabasto

Grupo de ciudadanos realiza bloqueo en una avenida de la capital

Capitalinos van a Morelos a cargar el combustible

CIUDAD DE MÉXICO.— Distintos bloqueos en diferentes puntos de Ciudad de México se registraron ayer por la mañana, donde grupos de personas se manifestaron por la preocupación del desabasto de gasolina.

Un grupo de afectados bloqueó por varios minutos la vialidad de Calzada Ignacio Zaragoza, a la altura de calle México, generando un severo congestionamiento vial.

Simultáneamente, un segundo bloqueo se registró en el cruce de Periférico y José López Portillo con dirección al norte, en la Colonia Casa Blanca, en Iztapalapa, donde alrededor de 30 personas se concentraron sobre el arroyo vehicular e impidieron el paso a los autos que transitaban por la zona, en protesta por la falta de combustible.

En la misma demarcación, un grupo de vecinos bloqueó la circulación de Eje 3 oriente a la altura de Calle 8, en la Colonia Granjas San Antonio por la misma razón. Los afectados colocaron bloques color naranja formando una especie de valla para impedir el paso vehicular.

Elementos de la Secretaria de Seguridad Ciudadana (SSC) de la capital implementaron una operación en la zona y desviaron a cientos de conductores afectados por calles aledañas, quienes mostraron molestia por el kilométrico asentamiento de vehículos en el área.

Abarrotan gasolineras

Decenas de automovilistas que viajaban a Acapulco o al sur de Morelos, provenientes de Ciudad de México, abarrotaron las estaciones de gasolina de los municipios de Huitzilac y Cuernavaca.

En las gasolineras ubicadas en el poblado de Tres Marías, fueron decenas los guiadores que acudieron a llenar el tanque.

“En Toluca, las filas son de tres horas. Por eso es mejor venir acá”, dijo un conductor. Otro más, proveniente de Tláhuac, aseguró que en cualquier gasolinera no encuentra combustible.

Los consumidores no sólo han llenado el tanque de sus autos, la mayoría consiguió garrafas de distintas capacidades para llevar gasolina extra para prevenir la escasez que se registra en la capital del país. En tanto que un grupo de transportistas se organizó para llenar un microbús y trasladarse hasta Tres Marías para cargar el combustible.

Protección Civil estatal anunció que comenzará a realizar operaciones, pues está prohibido el transporte de combustibles, más aún en vehículos públicos. Sin embargo, decenas de personas han estado llevando gasolina extra para la semana.

La secretaria de Trabajo y Economía de Morelos, Ana Cecilia Rodríguez, pidió a los ciudadanos no realizar compras de pánico, pues está garantizado el abasto.

También el grupo de coordinación de seguridad informó que se van a incrementar las medidas para evitar el robo de combustible en Morelos.—Excélsior y Proceso

¿El ogro caprichoso?

La razón pura