in

¿Debo pagar impuestos al SAT por vender mi auto? Hay hasta multas

SAT: ¿Vendí mi auto usado, debo pagar impuestos?
SAT: ¿Vendí mi auto usado, debo pagar impuestos?

 MÉXICO.-Vender una auto es una práctica frecuente y también comprarlo. Muchos optan por dejar pasar algunos años y luego buscan mejorar su vehículo. Sin embargo, desconocen que deben notificar al SAT por los impuestos.

Te puede interesar: Lo que debes saber sobre los depósitos en efectivo este 2021

Debido a que esta es una transacción de compra-venta, existen obligaciones fiscales que se deben cumplir como contribuyente, ante el Sistema de Administración Tributaria (SAT). En caso de no hacerlo, los infractores pueden recibir multas o auditorias.

Omisiones pueden afectar el historial crediticio

Cada obligación no declarada genera multas de entre mil 400 y 17 mil 370 pesos, de acuerdo con el Código Fiscal de la Federación.

Las omisiones pueden afectar el historial crediticio, debido a que la dependencia puede proporcionar la información a las instituciones bancarias.

Sin importar si el auto que se vende es de uso particular, la enajenación obliga a cumplir con una serie de requisitos fiscales.

Obligaciones fiscales de personas físicas sin actividades empresariales y que no están inscritas en el régimen de incorporación fiscal

¿Debo pagar impuestos por vender mi auto usado?

SAT: ¿Vendí mi auto usado, debo pagar impuestos?
Foto: referencial de Xinhua

No porque se haya tenido que notificar la venta del auto se deberán pagar impuestos. Es necesario considerar el precio de adquisición del auto, el tiempo transcurrido desde la compra, el precio de venta y la inflación.

De acuerdo con el artículo 93 de la Ley del Ingreso sobre la Renta (LISR) no se deberá pagar ISR por los ingresos obtenidos de la venta de bienes muebles (como los coches), cuando en un año la diferencia entre el ingreso que se obtuvo a través de la venta y el costo de adquisición no sumen más de tres UMA anualizadas, en 2021 cada UMA es de 32 693 pesos.

El sitio El Contribuyente, realizó un análisis de qué se tendría que hacer en diferentes casos.

Si se vende un auto en 350 mil pesos, por el que originalmente se pagaron 300 mil, la ganancia es de 50 mil pesos, por lo que no se tendrían pagar impuestos.

En caso de que el auto se venda en un precio menor al que fue adquirido

El artículo 124 de la LISR dice que se deberá disminuir anualmente a razón del 20% por cada año transcurrido desde la adquisición del vehículo hasta un límite de cinco años, tras el cual se considera que no hay costo de adquisición.

Si un auto que costó 300 mil pesos se quiere vender dos años después, se tendría que disminuir el 20% en dos ocasiones, quedando el costo de adquisición en 180 mil pesos. En cambio, si se vende por 250 mil pesos, la ganancia sería de únicamente 10 mil pesos, entonces tampoco se tiene que pagar impuesto.

Sí hay impuesto

Según el artículo 124 de la LISR, si el mismo auto se vendiera a los seis años de haberlo adquirido, se consideraría que la totalidad del precio de venta son ganancias. Se pagaría ISR por la fracción del precio de venta que sobrepase las tres UMAS anualizadas, 98 mil 80.2 pesos. Si el auto se quiere vender luego de seis años en 100 mil pesos, se tendría que pagar impuestos por el excedente de mil 917.8 pesos.

Se exime a personas físicas sin actividades empresariales

De acuerdo con la explicación de El Contribuyente, existe una regla en la Resolución Miscelánea Fiscal 2021 (RMF 2021), la 3.15.2., que exime a las personas físicas que no tributen en el RIF ni tengan actividades empresariales, de hacer la disminución del 20% anual. Es decir, se permite que el precio de venta del auto sea mayor, sin necesidad de pagar impuestos y siempre que las ganancias estén por debajo de las tres UMA anuales.

Requisitos para aplicar

  • No haber aplicado la deducción correspondiente.
  • El contribuyente debe emitir un CFDI a través de quien adquiere el auto en los términos de la regla 2.7.3.6.
  • El contribuyente debe estar inscrito en el registro federal de contribuyentes (RFC).

El  artículo 126 de la LISR señala que si el auto se vende por más de 227 mil 400 pesos, el contribuyente debería hacer un pago provisional por el 20% de la operación, mismo que debería ser retenido por quien adquiere el auto.

El que adquiere el vehículo deberá expedir una factura y su copia será presentada por el contribuyente vendedor en su declaración anual. No es necesario hacer la retención siempre que la diferencia entre el ingreso obtenido y el costo del vehículo no superen las tres UMA anuales.

Obligaciones para el vendedor

La obligación del contribuyente de notificar la venta de un vehículo al SAT, mediante su declaración anual, lo cual se establece en el Régimen de Enajenación de Bienes, y esta se hace extensiva incluso si no se encuentra inscrito en el RFC,.

Si es una transacción entre particulares, el contribuyente también deberá hacer una declaración en el mes en que se realice la compra-venta del vehículo, por única ocasión.

Las obligaciones para el comprador

Como comprador se pueden deducir gastos bajo el régimen de honorarios, actividad empresarial o régimen de incorporación fiscal. El monto máximo deducible de 175 mil pesos. El problema si la compra se da entre particulares es que no se podrá emitir una factura, por lo que no se puede deducir.

.- Con información de El Contribuyente

Al menos 100 animales murieron tras incendio en tienda de mascotas

La Compañía de Jesús comienza el 20 de mayo el Año Ignaciano (Vídeos)