in

Día de las Madres atípico para familias y comercio

Una mujer vende flores para el Día de las Madres, uno de los productos que más demanda tienen en esta fecha (Foto de Notimex)
Una mujer vende flores para el Día de las Madres, uno de los productos que más demanda tienen en esta fecha (Foto de Notimex)

CIUDAD DE MÉXICO.- El Día de las Madres es uno de los festejos más esperados por las familias mexicanas y el comercio, para el cual una importante derrama económica, pero esta vez es atípico: sin grandes festejos y sin muchas compras, ante la pandemia del coronavirus Covid-19.

Te puede interesar: "Todo está vacío"

Este 10 de mayo es muy diferente a lo que ocurría en otros años, ya que no habrá fiestas, desayunos, comidas familiares, idas a restaurantes, convivios, serenatas, festivales escolares, flores ni presentes, como usualmente pasaba.

Para los comercios, el Día de las Madres es uno de los tres festejos que más ventas generan, después de la Navidad y de El Buen Fin.

Menos dinero y negocios cerrados

Ahora, los mexicanos se enfrentan a una menor disponibilidad de productos para regalar, pues en muchos hogares hay una disminución de ingresos, mientras que otros se quedaron sin trabajo y hay negocios cerrados.

"Aunque hay cariño por las mamás, las muestras de afecto serán distintas", afirma el presidente de la Confederación de Cámaras Nacionales de Comercio, Servicios y Turismo (Concanaco), José Manuel López Campos.

En 2019, este festejo significó ventas de 48 mil millones de pesos para establecimientos afiliados al organismo, una de sus mejores fechas, ya que rebasa a otras, como la del Día del Niño, el cual generó 20 mil 400 millones de pesos.

Había grandes expectativas

La celebración a las madres es también mucho mayor que la del padre debido a que las familias suelen juntarse para comer y nunca falta el desembolso para ofrecer un obsequio.

Lo que se esperaba que sucediera en 2020, sobre todo porque este 10 de mayo cae en domingo, era una conmemoración de mayor intensidad en comparación con otros años.

Además, la decisión gubernamental de que cerraran las empresas de sectores no esenciales por la pandemia de Covid-19 causará una caída en las ventas que se estima lleguen apenas a 30% del total de 2019.

Comercio electrónico, una opción

La mayor parte se harán vía comercio electrónico, aunque una parte de los regalos se podrá hacer en tiendas de autoservicio, pero habrá una variedad limitada de productos.

Tanto en línea como en esos negocios y en comida para llevar, las transacciones en todo el país se estiman en 9 mil 400 millones de pesos.

"Año con año siempre se tenían incrementos en ese rubro por la inflación y el aumento de la población, así como del poder adquisitivo", recordó López Campos.

Consigna de quedarse en casa

"Sin embargo, la reducción se deberá a la ausencia de movilidad, cierre de empresas que ofrecen bienes y servicios, y a que la consigna es quedarse en casa".

"Eso se va a convertir en una baja en ventas y ausencia de celebraciones de manera general", explicó.

En 2019, la Canaco de Ciudad de México pronosticó que los capitalinos destinaron entre 900 y mil 600 pesos para festejar a las madres, lo que en muchos casos incluía flores y otro obsequio.

Según el organismo, los regalos favoritos en pasadas ocasiones fueron ropa, calzado, perfumería, dulces, enseres domésticos, línea blanca y electrónica, además de gastos en restaurantes, bares, flores, cines y teatros.

Menos restricciones en España a partir de mañana