in

Esta semana anunciarán el plan para reanudar actividades en México

El presidente Andrés Manuel López Obrador durante su conferencia matutina (Foto de Notimex)
El presidente Andrés Manuel López Obrador durante su conferencia matutina (Foto de Notimex)

MEXICO.- El presidente Andrés Manuel López Obrador confió en que pronto empezará a descender el ritmo de contagios del nuevo coronavirus Covid-19.

Con base en ello, afirmó que su gobierno dará a conocer esta semana un plan de reanudación de las actividades que se suspendieron por la pandemia.

Te puede interesar: López-Gatell: Se aplanó la curva epidémica de Covid-19 en México

En su conferencia de prensa, López Obrador señaló que la estrategia aplicada por las autoridades para "aplanar la curva" de contagios está dando buenos resultados.

"De acuerdo con las proyecciones, se espera que pronto empiece el descenso, pero para que se vieran así las cosas se contó con el apoyo de la gente, que es fundamental (…)".

"Por eso vamos ya a presentar un plan de reapertura, insisto, poco a poco, cuidándonos, con medidas sanitarias, avanzando", señaló.

Posibilidad de "dar marcha atrás"

No obstante, aclaró que en caso de que se presentaran problemas más adelante, su gobierno optaría por "dar marcha atrás" en el proceso de reapertura de actividades económicas, laborales y educativas para rectificar las medidas.

Reiteró que esta semana es la más difícil en materia de contagios desde que se anunció el primer caso positivo a la enfermedad del nuevo coronavirus Covid-19, el pasado 28 de febrero.

"Sin embargo, el sistema de salud aun cuenta con un 25 por ciento de disponibilidad en cuanto a camas para pacientes más graves".

Agregó que en los últimos tres meses el gobierno contrató casi 25,000 trabajadores para el sector salud, en apoyo al combate a la pandemia.

Te puede interesar: Sector salud ha contratado 25 mil personas por crisis de Covid-19: López Obrador

Hasta ayer el reporte de las autoridades de Salud es de 35,022 casos positivos, con 3,465 defunciones.

Olvidan la sana distancia por la "necesidad" de entrar a una tienda de ropa