in

Expertos dudan de cruzada de AMLO

Consideran que la corrupción no se puede erradicar

CIUDAD DE MÉXICO (EFE).— A pesar de no haber logrado unos resultados claros, el presidente Andrés Manuel López Obrador sostiene que “se acabó la corrupción” en el país, dado que el mandatario ya no ampara a los corruptos dentro de la administración.

Pero surgen dudas de si este es un buen enfoque. ¿Se puede acabar con la corrupción?, preguntó EFE.

“Es una de las expresiones más atrevidas que he escuchado a un presidente de un Estado democrático. Si un político dice que acabará con la corrupción, está mintiendo o no tiene ni idea de cómo es el fenómeno”, respondió Max Kaiser, experto anticorrupción. Este asesor explicó que países como Dinamarca o Suecia “saben que tienen mucha corrupción y simplemente la tienen contenida”.

Y es que los expertos creen que es imposible erradicar la corrupción del todo, pero se puede controlar con políticas públicas.

“Lo importante es combatir los efectos devastadores como los grandes robos dentro de la administración o los sobornos en autoridades municipales y estatales”, dijo Ricardo Alvarado, investigador de la organización Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI).

“La corrupción es como la humedad en las casas. Uno la puede frenar pero luego el problema regresa. Siempre puede surgir nuevo mecanismo que permita desviar recursos”, apuntó.

 

Felices, pero con cautela