in

Seido perdió diamantes incautados con valor de varios millones de pesos

La Seido perdió en 2014 parte de un cargamento de diamantes y joyas asegurados a un contrabandista turco, valuados en 185 millones 423 mil 525 pesos (Pixabay)
La Seido perdió en 2014 parte de un cargamento de diamantes y joyas asegurados a un contrabandista turco, valuados en 185 millones 423 mil 525 pesos (Pixabay)

CIUDAD DE MÉXICO.- La Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada (Seido) perdió diamantes que en 2014 le incautó al presunto contrabandista turco Apel Çelik.

Información de “Reforma” señala, con base en documentos ministeriales, que se decomisaron 4,569 diamantes y joyas valuados en 185 millones 423 mil 525 pesos.

Te puede interesar: Vestidos de reos y con machetes, grupos protestan en Palacio Nacional

Los diamantes se aseguraron en varios comercios de la Riviera Maya durante la administración de Enrique Peña Nieto.

Según la carpeta ministerial, aún en curso en la Visitaduría General de la FGR, el valor de las piezas perdidas se calculó en 53 millones de pesos.

Cateos contra empresario

En noviembre de 2017 la FGR buscaba al empresario turco Apel Çelik, sentenciado en su país por la quiebra fraudulenta de un banco.

Por otro lado, en México se le había señalado como un contrabandista que vendía diamantes en comercios de Cancún, Cozumel y Playa del Carmen.

El 16 de diciembre de 2014 el Servicio de Administración Tributaria (SAT) embargó los negocios Inmobiliaria Principio Maya, Lapis Diamante, Sondik Maya y Lapis Mahahual por estos hechos.

Te puede interesar: Carlos Bremer, de contador a dueño de la mansión de Zhenli Ye Gon

A la semana siguiente, el día 23, la entonces PGR cateó la joyería Jewerly Factory Lapis, en Puerto Aventuras, donde descubrió las piedras preciosas que luego se extraviaron.

Años después descubren pérdida

La mercancía se resguardó en la bóveda de seguridad de la Seido “por considerarse que representan el objeto del delito de contrabando equiparado”, indica “Reforma”.

En 2017 Érika Paola Avilés Demeneghi, Guadalupe Demeneghi Morales y Julián José Betancourt Turriza, a quienes se les investigó como presuntos cómplices de Çelik, reclamaron que les devolvieran los diamantes.

Del 12 al 29 de junio de ese año se inspeccionaron las instalaciones de la Seido, descubriendo que se perdieron las joyas aseguradas por el SAT el 23 de diciembre de 2014.

Sin embargo, sí estaban los diamantes asegurados el 16 de aquel mes.

Según se indicó, se presentó la denuncia correspondiente en contra del agente del Ministerio Público respectivo.

Saints de Nueva Orleans responden al tuit del papa Francisco

Sentido homenaje al profesor José Collí Argáez en la Técnica 1