in

Agrupación condena castigo

El titular de la Profeco

Sheffield dice que no hay denuncias por amenazas

CIUDAD DE MÉXICO (Notimex).— La Organización Nacional de Expendedores de Petróleo (Onexpo) solicitó a la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) establecer un mecanismo de información y coordinación que permita retirar sin sanción administrativa la inmovilización aplicada a gasolineras en Nuevo Laredo.

Ello, luego de que la víspera, la Profeco clausuró nueve estaciones de gasolina en Nuevo Laredo, Tamaulipas, por realizar prácticas de discriminación en la venta de combustible.

De acuerdo con la Profeco, dicha decisión se tomó en una operación de verificación que se realizó por una queja presentada por el gobierno del estado de Tamaulipas en contra de las gasolineras verificadas.

En ese sentido, la Onexpo condenó cualquier hecho que afecte el funcionamiento normal de las empresas, sobre todo ante situaciones en las que esté de por medio la seguridad física e integridad de las personas.

“Los gasolineros organizados de México y las asociaciones regionales y estatales agremiadas en Onexpo Nacional apoyamos los esfuerzos de reordenación que permitan garantizar la normal y segura operación de las estaciones de servicio para todos los consumidores y colaboradores de combustibles en todo el país”.

Por su parte, el titular de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco), Ricardo Sheffield Padilla, aseguró que las clausuras fueron justas y en estricto apego a la ley, pues “nadie puede ser discriminado”.

Respecto a la posible amenaza a estaciones de servicio por el crimen organizado, el funcionario desestimó ese dicho por parte de los propietarios y afirmó que hasta ahora no hay una sola denuncia penal sobre esos presuntos hechos.

“Si están argumentando amenazas del crimen organizado, dónde está la denuncia penal”, comentó tras participar en el foro “Empoderando al consumidor en la contratación de servicios de telecomunicaciones”, realizado en la Secretaría de Economía.

Asimismo, Sheffield Padilla sostuvo que las nueve gasolineras clausuradas podrían reabrir en dos o tres semanas si pagan la multa asignada por incurrir en dichas faltas y se comprometen a evitar realizar prácticas discriminatorias, y “si no les interesa pueden quedar cerrados permanentemente”.

La final del Sur, Leones Vs Diablos, arranca en el infierno

Cartón de Tony: De fajas a fajas