in

Primer trasplante de su tipo

Usan células madre derivadas artificialmente

TOKIO (Xinhua).— Un grupo de investigadores japoneses anunció ayer que realizó el primer trasplante del mundo de tejido muscular cardiaco usando células madre derivadas artificialmente conocidas como iPS (pluripotentes inducidas).

El equipo de la Universidad de Osaka, encabezado por el profesor Yoshiki Sawa, tiene el objetivo de establecer un tratamiento para pacientes con enfermedades coronarias graves restaurando la función del órgano.

Se espera que el trasplante de las células iPS servirá como una alternativa al trasplante de corazón, que ha sido la única opción para atender las cardiopatías.

El equipo anunció ayer que realizaron con éxito la primera cirugía del mundo de su tipo este mes.

En la cirugía, una capa de tejidos musculares del corazón hecha de células madre se trasplanta a las áreas afectadas del corazón.

La cirugía más reciente se realizó como una prueba clínica para verificar la efectividad y seguridad del tratamiento en un paciente con falla cardiaca grave.

Los investigadores planean conducir operaciones en nueve pacientes más durante tres años.

Síguenos en Google Noticias

Crisis en fondos de retiro