in

Será “semáforo” de los contagios

El Puente Arcoíris cambiará de color para alertar sobre el desarrollo de la pandemia

El Puente Arcoíris cambiará de color para dar la alerta

TOKIO (EFE).— El Puente Arcoíris, uno de los enclaves icónicos de Tokio, se iluminará gradualmente de varios colores, hasta el rojo, para llamar la atención de los ciudadanos si la situación por el Covid-19 empeora en la capital japonesa.

Las autoridades locales buscan indicar mediante colores en cuál de los siete estándares para definir la situación de alerta se encuentra la ciudad, siendo el rojo el peor de ellos, informó ayer la gobernadora de Tokio, Yuriko Koike.

“Para que el pueblo de Tokio pueda darse cuenta fácilmente de la situación, se usará el color de la iluminación del Puente Arcoírís en la bahía. Si va mal la situación, para avisar al pueblo, se pondría el color rojo”, aseguró Koike en una rueda de prensa telemática.

El puente, que hace honor a su nombre y está normalmente alumbrado con los colores del arcoíris, seguirá estos nuevos criterios lumínicos después de que se levante el estado de emergencia sanitaria en la ciudad y se deba cumplir unos nuevos criterios de salud.

Tokio, con unos 14 millones de habitantes, registra en torno a una decena de contagios diarios desde hace una semana y, de mantener esa tendencia, podría cumplir los requisitos fijados para el levantamiento del estado de emergencia sanitaria la semana próxima.

Koike anunció también un plan de levantamiento de restricciones en cuatro fases para cuando el gobierno de Japón dé por concluido el estado de emergencia en la prefectura. La primera fase supondrá la reapertura de restaurantes, museos, colegios e instalaciones deportivas, excepto aquellas con mayor aforo.

Prevé un mayor impacto en el PIB

La colaboración de Aitana y Reik supera distancias