in

Una dieta mal asesorada podría afectar la salud

Una dieta que restringe el consumo de alimentos variados puede acarrear problemas de salud a largo plazo.

Busca siempre a un especialista

CIUDAD DE MÉXICO (EFE).— Cansancio, mal humor, dolor de huesos y músculos, sangrado de encías al cepillarse los dientes y gases estomacales son indicios de que se padece algún grado de desnutrición que puede ser generada por dietas no asesoradas, alerta en entrevista Guadalupe Fonz Mas, médica adscrita al Servicio de Endocrinología del Hospital Juárez de México.

Destaca que “la mayoría de los casos presentan deficiencias de vitaminas y minerales, que ocasionan diferentes niveles de anemia, infecciones, debilitamiento y cambios hormonales”.

La especialista en medicina bariátrica indica que quienes reportan este nivel de carencia nutricional tampoco pueden dejar de picotear alimentos entre comidas a lo largo del día.

No obstante, estar alimentado no significa estar bien nutrido, pues se pueden ingerir cantidades excesivas de alimentos, pero tener desnutrición a nivel de micronutrientes que requiere el cuerpo, “como las vitaminas A, B, C y ácido fólico, además de minerales como el hierro, yodo, calcio y zinc, que sirven para protegernos de enfermedades”.

Para evitar la desnutrición recomienda seguir una dieta sana que incluya todos los grupos de alimentos: frutas, verduras, cereales, carnes magras, pan y el consumo mínimo de un litro de agua simple.

Además, es importante establecer horarios de comida, no dejar pasar más de cuatro horas, y tomar cinco alimentos al día: desayuno fuerte, comida y cena ligera, y dos colaciones para complementar entre comidas.

Un motociclista muere en una vía, tras irse de fiesta

Cartón de Tony: Operación Recuperar Terreno