in

Uso de ivermectina contra el Covid-19: ¿qué es y cómo afecta al organismo?

A lo largo de la pandemia,  estudios científicos han intentado determinar qué medicamentos resultan preventivos o dañinos en los efectos del Covid-19.

No obstante, y a medida que se conocen nuevos datos de la enfermedad, lo cierto es que la automedicación causaría más daños que beneficios.

Dióxido de cloro, vitamina C, antivirales y antibióticos son comprados sin indicación médica, ante la creencia de que previenen o curan el Covid-19, por lo que hay que ser claros al puntualizar que ante cualquier enfermedad es necesario un diagnóstico médico que determine el tipo de tratamiento  y medicamentos que se requiere.

¿Para qué sirve la ivermectina?

No obstante, en algunas ocasiones los estudios se contraponen y dividen opiniones sobre el uso de ciertos medicamentos.

En este rubro se encuentra la ivermectina, un medicamento formado por la mezcla de avermectina B1a y B1b, comúnmente utilizada para controlar la oncocercosis (un tipo de ceguera y afecciones en la piel causada por un parásito).

Mientras estudios argentinos y británicos recientemente comprobaron la efectividad del fármaco para disminuir la morbilidad y mortalidad producida por la infección por COVID-19; la FDA (Administración de Medicamentos y Alimentos) determina que ésta aún no ha sido aprobada para la prevención del Sars-Cov-2.

“No debe tomar ningún medicamento para tratar o prevenir el COVID-19 a menos que se lo haya recetado su proveedor de atención médica y lo haya adquirido de una fuente legítima”, exhorta la FDA en su artículo sobre “Preguntas frecuentes sobre el uso de la ivermectina.

¿Quiénes recomiendan el uso de ivermectina?

Originalmente aprobado para uso veterinario, la ivermectina es indicada en humanos únicamente con receta médica y para el tratamiento de gusanos parásitos.

Cabe destacar que actualmente existen al menos 25 investigaciones científicas, las cuales han arrojado  “una reducción de la mortalidad de entre el 65 y el 92% (dependiendo del estadio de la enfermedad en los pacientes tratados) y una disminución de la infección por COVID-19 entre un 82 y 92% cuando se usa en forma preventiva en los trabajadores de la salud y sus contactos estrechos”.

Efectos secundarios de la ivermectina

A pesar de lo anterior, la FDA advierte sobre los efectos secundarios que pueden presentarse al ingerir este medicamento, que no debe consumirse de manera regular:

  • Sarpullido.
  • Náuseas y vómitos.
  • Diarrea y dolor de estómago.
  • Hinchazón del rostro o de las extremidades.

También pueden presentarse eventos adversos neurológicos (mareos, convulsiones, confusión), baja repentina de la presión arterial, sarpullido grave que pueda requerir hospitalización y lesión hepática (hepatitis).

“Debe evitarse el uso de ivermectina para la prevención o el tratamiento del COVID-19 ya que no se han establecido sus beneficios y seguridad para estos fines”, sostiene la FDA.- Con información de Infobae y FDA.

Te puede interesar: ¿Qué es el dióxido de cloro y por qué no es efectivo contra el Covid-19?

Octogenaria muere en la vía pública de Tekax; estaba cerca de su casa

Alejandro Lemus logra tres récords mundiales desde el cenote Ucil