Red "gota a gota" en Yucatán

Juanita, víctima de la red "gota a gota" en Yucatán, relata su experiencia con un préstamo

Juanita, originaria de Tizimín, da su testimonio sobre lo que vivió a raíz de que, debido a una situación difícil que pasaba económicamente, tuvo que recurrir a un préstamos de la llamada "red gota a gota" en Yucatán.

La red "gota a gota" en Yucatán, operada presuntamente por una mafia colombiana, ha sido expuesta en varias localidades del Estado. Con tan solo una credencial de elector y pocos minutos de espera, le otorgan a sus víctimas préstamos de diversas cantidades de dinero con el fin de cobrar altísimos intereses por la deuda al grado de que, en caso de no poder pagar, recurrir a la violencia y presión para cobrarse.

Juanita, de Tizimín, relató su experiencia al ser víctima de esta red. Según relata, ella es madre de familia y se dedica a la venta de tamales en su domicilio. En una ocasión llegó un sujeto en motocicleta y le dejó una tarjeta ofreciendo créditos por la cantidad que requiera el interesado. Juanita, al no necesitarlo, en primera instancia se negó.

Pasó casi una semana y de nuevo el mismo sujeto regresó al puesto. No se le pudo identificar del todo el rostro debido a que en todo momento estuvo con el casco cerrado. Esta persona le preguntó si había pensado en el préstamo ofrecido y, como Juanita estaba en un apuro en ese momento, decidió aceptar los primeros $2,000.

Requisitos para el préstamo de la red "gota a gota" en Yucatán

La afectada relató que en esa primera ocasión que decidió aceptar el préstamo, únicamente le pidieron su credencial de elector, le tomaron fotografías a la mica, le dieron una tarjeta y en ese momento le entregaron el dinero. Del mismo dinero que le darían le descontaron la primera "letra" de 25 pagos.

Primer préstamo con éxito

Según relata, en este primer préstamo a la comerciante le fue bien. Según indicó no tuvo problemas al liquidar el préstamo. Luego de su primera experiencia y, al ofrecerle de nuevo otro préstamos, Juanita no lo dudó y  aceptó luego 3,000, a cambio de pagar a diario $150.

Juanita relata que no sabe cómo fue que se complicó con sus pagos y, en el número 13 ella no tuvo para solventar el pago diario. Tras esta situación, los integrantes de esta mafia colombiana, le ofrecieron renovar el crédito con otros $3,000, diciéndole que le descontarían 12 pagos y solo le darían en efectivo el saldo.

Debido a que en ese momento para ella era la única opción de salir del problema, decidió aceptarlo. La mujer dijo que le pidieron la tarjeta de pagos para que se la firmen y su credencial. Todo marchaba bien pero, en un descuido, mientras ella fue por su identificación, la tarjeta "desapareció" y le dijeron que no debía 12 sino 15 pagos.

Al percatarse de que la querían estafar con tres pagos adicionales, Juanita decidió no renovar el crédito, pero los extorsionadores le dijeron que tenía que tomar el dinero o no le devolvían su credencial. Las cosas subieron de todo y llegaron a los insultos para amedrentarla y que aceptara la renovación del préstamos con las nuevas condiciones. 

Víctima de red "gota a gota" en Yucatán, pide ayuda a las autoridades

La afectada señaló que los hombres no se iban y seguían con el acoso, así que ella pidió apoyo a la Policía y cuando los agentes llegaron los sujetos huyeron en su moto y le tiraron su credencial. Desde entonces no han regresado a verla ni a cobrarle.

Juanita se siente afortunada, ya que, aunque ha escuchado sobre la violencia que ejerce esa red de delincuentes a los deudores, nunca le tocó vivir eso, hasta lo último cuando se enfrentó a ellos y salió bien librada.— Wendy Ucán Chan

Así opera la red "gota a gota" en Yucatán

 

Más de

Otras Noticias