Yucatán

Policías de Valladolid están de “cacería”

A la menor falta aplican a rajatabla la ley
viernes, 1 de julio de 2022 · 02:41

VALLADOLID.— Desde hace varios días parece que los policías municipales están a la caza de conductores que cometen la mínima infracción para multarlos, incluso les quitan la placa de sus vehículos, a pesar que varios testigos se acercan para señalar la acción de los uniformados como un abuso de autoridad.

Los agentes, incluso las mujeres, parecen estar “cazando” a los conductores que se estacionan en franja amarilla, pues de inmediato se acercan para aplicar la respectiva multa, y si el conductor afectado replica la acción, enseguida es rodeado de mayor número de agentes que son llamados por radio e intimidan a la víctima.

Hace unos días una ex regidora se acercó a unos policías que retiraban la placa del auto de un conductor para señalarles el error que estaban cometiendo, pues consideró que con solo pedirle que se retire bastaba, pero los uniformados procedieron al retiro de la lámina estando el chofer dentro del auto.

Los uniformados le respondieron a la ex regidora que solo aplicaban el reglamento de tránsito y procedieron a cumplir con su cometido.

Persecución policiaca

Del mismo modo anteayer una patrulla comenzó a perseguir a un auto, incluso los siguió hasta el municipio de Tekom, donde se sumaron policías de ese municipio, pues tenían el reporte de robo del auto, y al interceptarlo en el vecino municipio sometieron con lujo de violencia al conductor.

Sin embargo luego de verificar, resultó que se trataba de un auto similar al reportado como robado, pero ya habían tratado de manera violenta a quien conducía la unidad.

El miércoles un grupo de Policías interceptó a un motociclista en la calle 40 con 39 en pleno centro de la ciudad y lo rodearon.

Los uniformados le exigieron sus documentos al motociclista solo por sospechoso, pero no se determinó de qué. Luego de verificar sus documentos e identidad, también lo dejaron retirarse, pero ya lo habían hecho pasar el bochorno de una verificación sin motivo alguno.

Los policías de tránsito que están ubicados en los alrededores del centro, en lugar que se ocupen en mejorar el tránsito vehicular se la pasan esperando a quien van a multar, lo que hace pensar que tienen cuotas que deben cumplir ante sus superiores, según exponen en las redes sociales algunas personas que han sido testigos de las acciones de los agentes, mismas que son reprobadas por la sociedad.