in

Buscan que El Corchito sea un sitio turístico inclusivo

MÉRIDA.- A fin de que El Corchito sea un sitio turístico 100 por ciento accesible e inclusivo, el Patronato de las Unidades de Servicios Culturales y Turísticos de Yucatán (Cultur) realizó un peculiar ejercicio con dos invitados especiales; Habib Moreno Canché e Ilka Leni Loría Narváez, el primero con discapacidad visual y la segunda con limitación auditiva.

Tras hacer un recorrido por el sitio, los invitados dieron sus opiniones y sugerencias sobre lo que cada uno necesitaría para transitar de manera amigable, con seguridad y sin barreras.

Te puede interesar: Inculcan cuidado del agua

Habib e Ilka también aportaron información sobre qué hacer en caso de que llegara a surgir alguna contingencia o emergencia; lo que serviría para diseñar los protocolos de seguridad, que serían los primeros que existirían en un lugar turístico.

Proyecto de inclusión

Aspectos de la visita que realizaron dos personas con discapacidades diferentes a El Corchito. Fotos oficiales

Este proyecto lo realiza Cultur, en coordinación del Instituto de Inclusión para las personas con Vulnerabilidad (Iipedey) y de Protección Civil de Yucatán (Procivy), cuyos titulares son Mauricio Díaz Montalvo, María Teresa Vásquez Baqueiro y Enrique Alcocer Basto, respectivamente.

Los comentarios de Habib e Ilka quedaron resgistrados en un documento y luego se aplicarán al proyecto de desarrollo, el cual esperan que también sirva para la capacitación adecuada del personal.

Recorridos previos

Previamente, René Ledesma Abdala y Jacob de Jesús Tabasco González, ambos con discapacidad motriz, también hicieron un recorrido por el sitio turístico y dieron sus aportaciones respecto a sus limitaciones propias, tanto para la infraestructura del sitio como para los protocolos de seguridad.

María Jesús Hercila Ayuso, quien también tiene discapacidad visual, ya visitó el sitio e hizo sus sugerencias.

Con base en Derechos Humanos

Los pasos que se están siguiendo, por recomendaciones de la CNDH (Comisión Nacional de Derechos Humanos) y del Iipedey son:

  • Determinar necesidades para cada tipo de discapacidad.
  • Desarrollo de acciones específicas en el lugar donde se trabajará.
  • Capacitación para el personal, a fin de que haya un trato adecuado a quienes tienen las limitaciones.
  • Ajustes físicos al proyecto arquitectónico.

Abanderan a atletas yucatecos de la Paralimpíada Nacional