in

Conmemoran “mes rosa”

Foto: Megamedia

Marcha, pláticas y testimonios sobre cáncer de mama

Con las medidas de salud por el Covid-19, municipios conmemoraron el Día Internacional de la Lucha contra el Cáncer de Mama con diversas actividades.

En Tekantó, la doctora Rosalba Castelán impartió una plática sobre la importancia de detectar a tiempo el cáncer de seno, en el Palacio Municipal.

A la plática acudieron la alcaldesa Liliana Araujo Lara, la secretaria municipal, Anel Kantún Bacab; la regidora Isabel Yama Ché, la presidenta del DIF Municipal, Selene Carrillo Sosa; la enlace del Instituto Municipal de la Mujer, Catalina Novelo, y personal del Ayuntamiento, el DIF Municipal y el IMSS.

La primer edil recalcó que la prevención es la mejor arma para vencer esta enfermedad e invitó a las mujeres que se amen, quieran y se cuiden, porque “ante la sociedad y la familia somos la mayor inspiración y pilar fundamental para salir adelante”.

También dijo que este año se conmemora de manera diferente, pero con el mismo ánimo de concientizar a la sociedad sobre el cáncer, ya que si es detectado a tiempo puede salvar muchas vidas.

Esta enfermedad es una de las principales causas de muerte en las mujeres.

Cabe destacar que las mujeres vistieron una playera blanca y un moño rosa.

En Motul, las autoridades municipales iluminaron de color rosa varios sitios emblemáticos, a fin de sensibilizar a las personas a practicar la autoexploración que contribuye a la detección temprana del cáncer de seno. Integrantes de la dirección de Salud municipal visitaron lugares concurridos de la ciudad, como mercados y espacios destinados a productores locales, para recordar a las mujeres la importancia de visitar a un médico y realizar de manera constante sus autoexploraciones.

Las mujeres alentaron a quienes padecen esta enfermedad en este municipio.

En Dzilam González, decenas de mujeres marcharon por el Día Internacional de la Lucha contra el Cáncer de Mama, anteayer.

Las participantes recorrieron las principales calles de la comunidad, con las medidas preventivas ante la pandemia por el Covid-19.

La caminata fue convocada por el Instituto de la Mujer del Ayuntamiento y el DIF Municipal.

También participaron tricitaxistas, mototaxistas y ciclistas.

Las sobrevivientes de la enfermedad o que están en tratamiento contra el cáncer de seno encabezaron la marcha conmemorativa.

Los habitantes y visitantes pueden observar las luces de color rosa que iluminan el Palacio Municipal.

En Tixkokob, la señora María Esther Cruz Gaitán recordó su experiencia al ganar la batalla contra el cáncer de mama.

“Es una enfermedad que no le deseo ni a mi peor enemigo, ni con todo el dinero que se tenga logras salvarte de vivir lo doloroso que es la enfermedad y ni qué decir de los tratamientos a los que te sometes para vencer al cáncer de mama”, afirmó la mujer.

Recordó que estaba en su casa cuando aparecieron los primeros síntomas y presintió que “tenía algo, la enfermedad me cortaba la respiración”.

Relacionó los síntomas con los conocimientos adquiridos por las pláticas del programa de Bienestar sobre el cáncer de mama.

“Consulté con un médico, me mandó a hacer exámenes de ultrasonidos y a los ocho días me dice que tengo un tumor en el pecho, fui canalizada al hospital O’Horán y el diagnóstico fue que es cáncer de mama”, explicó.

Posteriormente inició el tratamiento con una biopsia. “Disfruten la vida, paseen, disfruten a la familia, viajen cuando se pueda, solo pasa una vez en la vida, cuando se presenta este tipo de enfermedad uno se queda sin hacer nada, aunque al final el de arriba (Dios) tiene la última palabra”, expresó.

María Esther entregó a Dios su vida, ya que “si su voluntad era llevarla lo aceptaría”, y nunca dejó que la acompañen sus hijos o su esposo a las citas en el hospital porque quiso ser un ejemplo de valentía.

Agradeció el apoyo de sus hijos y su esposo.

La motuleña comentó que luego de sus citas médicas regresaba a descansar en su cama y solo se levantaba para ir al baño, perdió el apetito.

“Tantas terapias te dejan secuelas en el cuerpo, como las quemaduras en pies, manos, brazos, espalda garganta y pérdida del cabello, fue muy duro”, señaló.

Ella precisó que se sometió a 28 quimioterapias gratuitas, gracias al apoyo del Seguro Popular.

El 31 de diciembre de 2015 se realizó su cirugía por el cáncer de mama y actualmente María Esther sigue tomando medicamentos, pero enfatizó que superó los días difíciles gracias al apoyo de sus hijos, esposo y vecinos.— josé candelario pech ku/ juan manuel chapa cantú/ mauricio can tec

Mujer descubre a su pareja con amante, la persecución se viraliza (Vídeo)