in

Dificulta la lluvia la búsqueda

Intensa revisión en un rancho por una joven en Huhí

HUHÍ.— En el tercer día de la búsqueda de Erika Anahí “Shala” Cetz Dzul, los resultados son nulos y ahora, con las fuertes lluvias, es más difícil la labor.

El rancho “San Bombazo” es objeto de intensa revisión a cargo de decenas de elementos de la Fiscalía, la Policía Estatal de Investigación y agentes caninos, pero no se ha encontrado algún indicio que aclare el paradero de la joven, quien se teme fue asesinada.— MAURICIO CAN TEC

Esta propiedad es uno de los dos ranchos del padre de Francisco Novelo, su ex pareja y última persona con quien estuvo la joven antes de desaparecer, que fue revisados por la Policía en su tercer día de búsqueda.

Tanto para los buscadores como para los familiares empiezan a perder las esperanzas de encontrar el cuerpo de Erika Anaí, pese al operativo policial que se tiene implementado en la comunidad.

Es difícil la búsqueda en el municipio que tiene muchas entradas, montes y cenotes, con el mal tiempo la situación empeoró al complicarse para moverse bajo la lluvia y el suelo lodoso.

Hoy se cumplen 23 días de que Erika desapareció, al no existir la carta póstuma del supuesto asesino, su ex pareja Francisco Novelo, los oficiales guían su búsqueda en los últimos lugares donde se les vio juntos y las propiedades del suicida y de su padre.

En el municipio se comenta que lo más probables que el cuerpo de la joven fue enterrada, según los vecinos las autoridades encontraron en el vehículo de “Pancho” Novelo rastros de polvo y cemento.

Los familiares de la joven, dice que no van a aceptar que suspendan la búsqueda sin tener un resultado.

Dejaron entrever, que si las autoridades dejan de buscar, con ayuda de la gente del pueblo seguirán organizando brigadas para continuar revisando montes y brechas.

—Aunque ahora, las condiciones del clima no ayudan y las lluvias han desaparecido posibles indicios de tierra removida, si su cuerpo estuviera enterrado —concluyeron.

 

Homilía del XXVII domingo del tiempo ordinario