in

Hay buen clima, buenas capturas y más ganancias en la “pulpeada”

Los muelles de Yucalpetén registran mucho movimiento debido a que pescadores aprovechan las buenas condiciones para la “pulpeada”

PROGRESO.— La mayoría de los barcos de la flota mayor ya realizaron tres viajes en lo que va de la temporada de pulpo, pues la buena captura que se registra este año y las buenas ganancias que obtienen los pescadores los obligan a que luego de descargar, de inmediato avituallen las embarcaciones para zarpar de nuevo a otro viaje.

Los muelles del puerto de abrigo de Yucalpetén, base de la flota mayor, no descansan, el movimiento es constante y durante las 24 horas barcos arriban con diversos cargamentos de pulpo y otros zarpan a la captura.

Ese es el panorama que se vive todos los días en Yucalpetén desde el 1 de agosto cuando arrancó la “pulpeada”, dice los pescadores, patrones de barco y pacotilleros, pero lo más importante “son las ganancias que está dejando esta temporada”.

Por los volúmenes de captura que obtienen durante su permanencia en alta mar, los pescadores están ganando muy bien en esta temporada, hay pulperos que en un viaje de 15 días ganan hasta $32,000, otros de $20,000 a $25,000, comentan hombres de mar que se mantienen activos en los muelles, unos en la descarga de los barcos y otros avituallando con diesel, hielo, víveres y carnada para zarpar de nuevo.

“Los que ganan bien, además del patrón del barco, son los cocineros, motoristas y los nevadores, éstos últimos se encargan de la conservación del pulpo en las neveras de los barcos; además de lo que ganan en la pesca reciben buenas comisiones”, dijo un patrón de barco.

También los ribereños ganan bien en esta “pulpeada”. Daniel Castro Narváez, permisionario pesquero de Chuburná, dice que en un buen día un pescador de costa, de los llamados “de ida y vuelta”, gana hasta $2,000, así que a la semana puede obtener entre $12,000 y $14,000.

Por eso cuando hay buen tiempo, agrega, el pulpero no descansa, pues sabe que cuando hay malos tiempos y no hay buena pesca, tienen que suspender la “pulpeada” porque no resulta redituable por los gastos de salida.

“Hay pescadores que cuidan su dinero, lo invierten en mejorar sus viviendas; hay quienes compran motos o electrodomésticos, pero también hay ribereños que no ahorran para los malos tiempos, mal invierten lo que ganan y lo gastan en bebidas alcohólicas”, acotó.

Ya se cumplieron los primeros 50 días de la “pulpeada”, han bajado los volúmenes de captura, las lanchas traen de 30 a 40 kilos, indica Daniel Castro.

Las corrientes están encontradas, no son propicias para la pesca, así que esperan que azote un norte para que las condiciones de captura mejoren.— GABINO TZEC VALLE

Denuncian graves irregularidades en los comicios rusos

El autobús del Ayuntamiento de Tizimín será reparado