in

Jornada de accidentes aparatosos

Tras ser impactada por alcance

Se registra serie de percances en varios municipios

Moto contra moto y volcadura de camión, entre la nota roja de la jornada de ayer, que dejó a varios lesionados, aunque nada de consideración.

En Valladolid, alrededor de la 6:30 de la mañana se suscitó un aparatoso choque de automóviles, sobre la calle 38 entre 35 y 37 del Centro.

Según información recabada en el lugar de los hechos, el Chevrolet Malibú, color rojo vino, placas YXX-923-B, circulaba de Norte a Sur sobre la calle 38.

Al llegar al cruce con la 35 el conductor se habría pasado el disco de alto, perdió el control del volante y el auto se impactó contra la parte trasera del Toyota RAV-4, color gris, placas A-929-TMV, de Quintana Roo, el cual estaba estacionado.

Por el choque, este último vehículo avanzó varios metros y se subió a la banqueta. Su propietaria, identificada solo por sus siglas, M.L.S. y oriunda de Jalisco, dijo que el conductor del otro auto conducía a considerable velocidad, no ha 40 k/ph según la versión proporcionada en el lugar, y no daba crédito a lo sucedido. “¿Cómo me chocó, si la calle esta tan amplia?”, expresó.

El responsable fue identificado como Florencio Poot y deberá pagar daños considerables en ambos vehículos.

El accidente se registró a la altura de la Tabasqueña, kilómetro 37+500.

En otro hecho, también por la mañana, un choque frontal entre dos motocicletas dejó como saldo una menor lesionada y daños materiales.

El hecho ocurrió en la calle 27 entre 20 y 22 de la colonia Fernando Novelo, a las 7 de la mañana.

Una familia viajaba en la moto color blanco, placas Z5-AD-1, de Oriente a Poniente, sobre la calle 27 entre 20 y 22, cuando fueron chocados por una Honda tipo Cross, color roja, sin placa.

Según testigos, el conductor del segundo vehículo circulaba a exceso de velocidad y bajo los efectos del alcohol. La menor lesionada fue trasladada al hospital para una adecuada valoración

Conductora distraída

En Peto, se suscitó un nuevo percance en la calle 32 con 35 del Centro, cuando una motociclista no respetó un alto y se impactó contra una camioneta que pasaba sobre la calle 35, de Oriente a Poniente.

El accidente ocurrió a las 8:20 de la mañana, cuando la motociclista Deisy Lucely Catzín, de 23 años de edad y originaria de Tahdziú, circulaba de Norte a Sur sobre la 32 y al llegar a la calle 35 no respetó la señal de alto.

En ese momento pasaba con preferencia Miguel Arcángel Dzul Carrillo, de 28 años de edad, en la camioneta blanca, marca Ford, tipo Ranger, placas YR-5447-A.

La motociclista derrapó tras el impacto y presentó varios golpes, aunque al parecer nada de gravedad. No obstante fue trasladada al Centro de Salud para descartar alguna lesión que ponga en riesgo su vida.

En Motul, el tráiler placas YU-5900-A, doble remolque, volcó en la vía Mérida-Tizimín, tramo Motul-Cansahcab, con saldo de solo daños materiales, luego que su conductor, Miguel Ángel Islas Cortés, dormitó al volante.

Los hechos se registraron alrededor de las 6 de la mañana. La pesada unidad transportaba mercancía de abarrotes con destino a Playa del Carmen, Quintana Roo.

Islas Cortés indicó que un vehículo que transitaba en sentido opuesto se le venía de frente y al intentar esquivarlo uno de los remolques del camión se salió de la cinta asfáltica ocasionando la volcadura de la pesada unidad. No obstante, los oficiales que atendieron el reporte no creyeron su versión, por lo que sospecharon que el chofer en realidad dormitó.— ESTEBAN CHUC NOH / MIGUEL ÁNGEL MOO GÓNGORA / M.C.T.

Auto fantasma

En Tekax, un automovilista se dio a la fuga luego que impactó el vehículo del tricitaxista Andrés Lara Ávila, de 54 años de edad, cuando trasladaba a tres mujeres al centro de la ciudad.

Iban a consultar

Las pasajeras iban a abordar una ambulancia de traslado, rumbo al hospital O’Horán, en la capital yucateca.

De madrugada

El percance se registró, a las 4:30 de la madrugada en la calle 48 con 45. En el lugar de los hechos se informó que nadie resultó con heridas de gravedad, solo el susto y golpes, que no ameritaron hospitalización.

Espacios para el buen comer

Cartón de Tony: Diagnóstico hemático