in

Misión de la Iglesia católica

Foto: Megamedia

“Debemos dar la mano a personas que la necesitan”

TZUCACAB.— En el marco de la Jornada Mundial de los Pobres que se celebrará hoy domingo, el presbítero Sergio Gutiérrez Torre ofició una misa en la parroquia San Francisco Javier, a la que asistieron cientos de fieles, incluidos adultos mayores que recibieron el sacramento de la unción de los enfermos.

Durante su homilía, el padre Gutiérrez Torre dijo que debemos agradecerle a Dios porque a pesar de las dificultades seguimos experimentando su presencia.

“La enfermedad, el dolor y el sufrimiento se han convertido en un signo, en una experiencia que nos identifica con Jesús crucificado, recordemos que Jesús iba de pueblo en pueblo no solo predicando el mensaje de la salvación, hablando del amor y de la misericordia, sino también recorría las ciudades curando a los enfermos.

Compromiso

Dijo que una de las misiones de la Iglesia católica en el mundo es la atención de los pobres, enfermos y necesitados, y “hoy celebramos esta misa para recordar a todos ellos.

“Debemos extender la mano a las personas que la necesitan, encontrar en el hermano el consuelo y fortaleza para salir adelante en nuestras necesidades y también en la enfermedad.

“El sentido de la enfermedad en toda la historia de la salvación se convierte en un signo de semejanza con Cristo, quien ofreció su sufrimiento para la salvación de todos, y eso es lo que Dios les pide a aquellos que padecen de alguna enfermedad: ofrecerle a Dios nuestro dolor para que las personas que nos rodean, para que el mundo sea cada vez mejor.

“El sufrimiento y el dolor no son motivos para reclamarle a Dios, sino para encontrar la paz”.

Durante la misa, adultos mayores recibieron el sacramento de la unción de los enfermos.— Martín Chac B.

 

“Palomazo” de los secretarios de Turismo Torruco y Fridman

Sudan y lo dan todo