in

Plan en favor de animales

La marcha navideña contra el maltrato animal que se llevó al cabo el año pasado en el centro de Tizimín

En Tizimín hacen censo previo a esterilizaciones

TIZIMÍN.— Según la Asociación de Bienestar Animal, en esta ciudad hay un serio problema de sobrepoblación y maltrato a los animales, por lo que hará un proyecto que beneficiará a las familias de escasos recursos.

Lucy López Coronado, quien está al frente de la asociación, lamenta que a diario reciben de dos a tres reportes de perros y gatos que son tratados con crueldad. Las denuncias son hechas por los mismos vecinos o dueños de sus mascotas, quienes piden auxilio para ayudar a animales que sufren maltrato.

Lucy López comentó que tristemente es un problema grave que hay en la cabecera y en comisarías aledañas; sin embargo, gracias al trabajo que hacen constantemente la gente comienza a tener conciencia de que los animales son seres que merecen la vida e incluso se han involucrado en colaborar.

Por otra parte, también es lamentablemente que pocos se atreven a denunciar de manera legal y por eso continúan los casos de violencia a los animales, pues no hay quien ponga castigos a los responsables, además que de los pocos casos que se han animado a denunciar les dan carpetazo.

La animalista explicó que en Tizimín, aunque hay una ley que protege a los animales, nadie le da importancia y tampoco se pone en marcha.

La responsable de Bienestar Animal señala que para coadyuvar en favor de los animales ha comenzado con un censo de casa en casa, en conjunto con alumnos del Conalep.

Dice que la idea es conocer cuántos animales hay en promedio en la localidad y anotar en una lista a las familias vulnerables para incluirlas en una campaña de esterilización, con el fin de evitar que siga aumentando la sobrepoblación de perros y gatos en el municipio.

El proyecto se iniciará en los próximos días y para ello necesitan de la colaboración de la ciudadanía, pues los jóvenes estarán apoyando, pero como parte de su servicio social.

Lucy López solicitó el apoyo de la comunidad, pues recientemente una camada de nueve perritos se quedó sin su mamá luego de ser atropellada, por lo que se necesita leche para poder alimentarlos.

El otro caso es de un cachorro que atropellaron cerca de Calotmul y que ahora está ingresado en una clínica veterinaria de Mérida, donde es atendido pero se requiere recursos económicos para costear su curación y alimentos.— WENDY UCÁN CHAN

 

Preocupa el trato a menores