in

Quejas por acoso policíaco

Una conductora y su copiloto que se estacionaron al recibir un llamado de atención de un agente en una calle del centro de Valladolid

Multas “injustas” en calles céntricas de Valladolid

VALLADOLID.— Conductores e incluso visitantes denunciaron que policías asignados al primer cuadro de la ciudad, incluyendo a las mujeres que dirigen el tránsito, al parecer están en una competencia y que reciben incentivos por multar a más guiadores.

Indicaron que multar a los conductores ya es “pan comido” para los agentes, tanto de los llamados “Aguilar”, que se desplazan en motocicletas, como las mujeres que dirigen el tránsito vehicular, pues en cuanto observan que alguien se estaciona en un lugar equivocado, en línea amarilla o los detectan con el celular en la mano enseguida los hacen detenerse y estacionarse a un lado para luego multarlos.

En la calle 40 entre 39 y 41, justo a las puertas de una institución bancaria, es donde los conductores resultan más afectados debido a que mucha gente se detiene para retirar dinero de los cajeros y en ocasiones dejan sus autos estacionados o alguien se baja y el conductor queda a la espera, por lo que enseguida se acercan y los obligan a estacionarse a un lado de la calle.

Luego exigen la licencia o tarjeta de circulación, argumentan un artículo de la ley por estacionarse en un lugar prohibido y al final siempre multan.

En caso de que el conductor se rebele o argumente cualquier cosa, el policía solicita por radio refuerzos y de inmediato llegan más uniformados para intimidar y sancionar al conductor, incluso le ponen agravantes como faltas a la autoridad o negarse a colaborar.

Con solo recorrer algunas calles del centro de la ciudad la gente se puede percatar del abuso de los uniformados, incluso en casi todos los casos hay testigos que desaprueban los actos.

En las esquinas donde hay semáforo, las mujeres que dirigen el tránsito casi siempre dejan pasar autos más tiempo que el debido, de tal modo que los que vienen en calles alternas esperan mucho tiempo, y en caso de que alguien accione su claxon, también es motivo para multarlo.

Si un conductor circula sobre una calle del centro y de repente lo detienen y el auto queda sobre el paso peatonal, enseguida te llaman la atención o sancionan.

Algunos visitantes que no conocen la vialidad de las calles han recibido una multa e incluso taxistas se han quejado en redes sociales.— Juan Antonio Osorio Osorno

 

Moody's califica a Pemex como lastre

La depresión, asunto grave