in

Reciben donaciones: mujer altruista lleva tapetes de sanitización a Valladolid

Las personas que protestaron anteayer en el Hospital General

VALLADOLID.— Es una vergüenza para las autoridades estatales que ahora se estén recibiendo donativos de particulares para que personal de enfermería del Hospital General pueda contar con los implementos necesarios y el equipo protector para hacer su trabajo en el área del Covid-19, expresaron ayer los propios trabajadores.

Ayer jueves, una señora altruista les llevó cuatro tapetes desinfectantes y el secretario del sindicato, Eulogio Piña Briceño, les ofreció una carpa sanitizante, según expresaron las mismas enfermeras.

Ayer publicamos que personal del nosocomio realizó una protesta debido a que solo se cuenta con 25 ventiladores, a pesar que están ocupadas 60 de las 100 camas que se instalaron en el sanatorio temporal.

Las inconformes expusieron que además no cuentan con cubrebocas, gel, tapetes desinfectantes, caretas o lentes. Los que tienen, ellos mismos los compraron, y expusieron que en el mismo caso se encuentra el personal de administración y de seguridad.

Las enfermeras inconformes señalaron ayer jueves que luego de publicarse la información sobre sus necesidades, la ex presidenta de la Cruz Roja, María del Carmen Corral Pineda, les hizo un donativo de cuatro tapetes desinfectantes, además el secretario general del sindicato, Eulogio Piña Briceño, les ofreció una carpa sanitizante que estaban en espera que les llegue.

Carencias

Sin embargo comentaron que aún tienen serias necesidades como cubrebocas, gel, otros tapetes, caretas o lentes especiales para cubrirse los ojos, batas especiales, guantes, entre otras cosas, e insistieron en hacer un llamado a las autoridades estatales para que les doten de todo lo necesario para hacer su trabajo con el menos riesgo posible.

(En nota aparte consignamos la respuesta del secretario estatal de Salud, Mauricio Sauri Vivas, tras conocer de la protesta).

Comentaron que la gente se sigue muriendo, pues al menos ayer jueves por la mañana falleció otra persona a causa del Covid-19, cuyo cadáver se le entregó a una empresa funeraria, que supuestamente contrataron los familiares, pero no dieron detalles del caso, debido a que lo tienen prohibido.

En cuanto a la relación con la directora del Hospital, Lorena Barrada, comentaron que obliga a las enfermeras a trabajar más tiempo que el debido a que se carece de personal.

Azucena Montejo Jarquín, una de las enfermeras demandantes, explicó que la directora les ha dicho que todo se trata de una situación psicológica, pues consideró que no tienen riesgos, “además yo no estoy aquí por cuestiones políticas, sino porque el secretario de salud es mi amigo”.

Insistieron en que el gobierno del Estado debe otorgarles todo lo necesario para hacer su trabajo, y pueden demostrar con evidencia que no les cumplen y que corren un alto riesgo.— Juan Antonio Osorio

Campeche se acerca a las 500 defunciones por Covid-19

“El costo no fue de $30 millones”: Sefotur