in

Restringen a pulperos foráneos

En Río Lagartos hay un retén policíaco y los vehículos pasan por un arco desinfectante por el Covid-19

Progreso no les da paso y Río les pide certificado

Comunidades

Hoy sábado, al comenzar la temporada de captura de pulpo en plena pandemia de Covid-19, en Progreso no se permite el ingreso de pescadores foráneos y en Río Lagartos se autorizó que entren vecinos de otras comunidades, siempre y cuando presenten un certificado médico de no tener esa enfermedad.

Además, el Ayuntamiento de Río Lagartos ordenó que los pescadores foráneos que entren no pueden salir del municipio durante la pulpeada, que acabará el 15 de diciembre próximo.

En esta temporada de pesca de pulpo que se inicia en la pandemia, el panorama es incierto porque hay incertidumbre en los mercados, tanto nacional como extranjero, dijo ayer José Luis Carrillo Galaz, presidente de la Federación Regional de Cooperativas Pesqueras del Centro y Poniente de Yucatán.

Además, recordó, aún hay pulpo de la temporada de 2019 en las congeladoras, porque están suspendidas las exportaciones, y aún no hay un precio establecido del kilo del pulpo que se pagará a los pescadores ribereños y en los barcos de la flota mayor.

Ante el incierto panorama, pocos barcos y lanchas están listos para salir hoy por pulpo.

En Río Lagartos, el resultado negativo de la prueba de Covid-19 es el boleto para que los pescadores foráneos puedan entrar al puerto para la captura de pulpo, informó el alcalde Érik Alcocer Estrada.

Algunos permisionarios dijeron que pagarán los exámenes de Covid-19, pero luego se los tendrán que descontar a los pescadores.

Joven pierde el control de su vehículo en la vía Dzilam González- Buctzotz

Franck Fernandez

"Doble fake new o La Guerra de los Mundos"