in

Rinden homenaje a un bastonero

Teodoro Camacho Campos

Integrante de la sociedad jaranera “Flor de Azucena”

DZILAM GONZÁLEZ.— La comunidad rindió un homenaje a Teodoro Herbé Camacho Campos, durante la vaquería que se ofreció anteanoche en honor a la Inmaculada Concepción.

Hijo de Expectación Camacho Pech y Antonia Campos Cruz, Camacho Campos es el mayor de 4 hermanos, nació en esta comunidad el 9 de noviembre de 1934, por lo que actualmente tiene 84 años de edad.

De niño aprendió a leer con Enrique Peraza, ya que en esa época no había escuelas en la localidad.

Desde pequeño comenzó a trabajar ayudando a su papá en un rancho y ya adolescente aprendió el oficio de molendero, trabajó con Joaquín y Jesús Carrillo, quienes tenían el único molino en la población.

Desde muy joven fue alegre y bailador, “era el más bachatero”, según los habitantes del pueblo.

Familia

En su juventud conoció a Juanita Herrera Campos, con quien contrajo nupcias el 25 de abril de 1962, del matrimonio nacieron seis hijos: José Herón, Neil Herbé, Jorge Roberto, Yamili Guadalupe, Raúl y Neifi Leticia Camacho Campos.

Siempre alegre y bromista, Camacho Campos fue integrante de la asociación de baile “Paz y Unión”, que posteriormente se convirtió en la sociedad jaranera “Flor de Azucena”, de la cual fue miembro honorario y bastonero, durante muchos años coronó y acompañó a las embajadoras locales y de otras comunidades.

También fue rey del carnaval en el año en que se inauguró el club del adulto mayor “Las abejitas”.

Quienes lo conocen saben su pasión y gusto desde joven: el baile y la vaquería.

Su familia está conformada por sus 6 hijos, 3 nueras, 3 yernos, 13 nietos y un bisnieto, quienes también heredaron el gusto por la vaquería.— M.R.T.

 

Deportiva es superlíder del Torneo de Tercera División