in

Sufre aborto en casa

La mujer

En Samahil, se niega a dar aviso y recibir atención

SAMAHIL.— Por desconocimiento, ignorancia o tal vez no querían que nadie lo sepa, una mujer no quiso dar parte a las autoridades de un inesperado aborto que sufrió en su casa por causas aún desconocidas, en la comisaría de San Antonio Tedzidz.

Según datos recabados, la señora de 42 años estaba en su vivienda acompañada de su esposo, identificado como C.P.M., de 25 años de edad, y el viernes al amanecer comenzó a sufrir fuertes dolores en el vientre cuando estaba acostada en su hamaca.

Cuando sintió que no aguantó más el dolor acudió al baño, donde expulsó al feto y posteriormente lo colocó en una cubeta.

El marido llamó al 911 de los servicios de emergencia; sin embargo, cuando arribaron los paramédicos de la Cruz Roja la mujer se negó a recibir atención médica porque pensó que “solo iba a quedar entre ellos”.

Como en los viejos tiempos, la pareja no quiso dar parte a la autoridades y darían cristiana sepultura en su patio al feto, a quien habían colocado en una caja de aluminio.

Sin embargo, un rato después llegaron al sitio personal de la SSP y la Policía Municipal para investigar los hechos.

Traslado

A la mujer no le quedó de otra que contar todo lo sucedido e insistió en que no sufrió golpes ni tomó medicamentos para perder a su hijo.

Posteriormente fue trasladada al Centro de Salud de Umán para una mejor valoración general junto con el feto, en tanto que agentes de la Fiscalía General del Estado (FGE) se encargarían de las diligencias de ley.— megamedia

Campeche reporta 118 nuevos contagios de Covid-19