in

Tiempo de conversión

Foto: Megamedia

Fieles de Hoctún, Tahmek, Xocchel y Bokobá, a misa

Fieles participaron en las misas de Miércoles de Ceniza, que marca el inicio de la Cuaresma.

En Hoctún, el párroco de la iglesia de San Miguel Arcángel, Federico Santos Sánchez, quien también oficia misas en la iglesia de Tahmek y Xocchel, celebró el Miércoles de Ceniza.

En ambas comunidades el sacerdote destacó en su homilía que hay que seguir el ejemplo de Jesús.

“Es un tiempo de suma importancia para la conversión en donde se busca hacer el bien sin mirar a quién”, expresó el padre.

Recordó que esta Cuaresma es para vivirla con mucha fe, esperanza y caridad, así como para vivir con humildad, “para no destruirse con las palabras, sino que las palabras sean para dar ánimos y aliento”.

En plática con el sacerdote, invitó a las familias a seguir en esta Cuaresma el rezo del viacrucis en sus hogares y participar a distancia para vivir la conversión.

En Bokobá, el presbítero César Amílcar Carrillo Gómez indicó que “iniciamos el santo tiempo de Cuaresma, tiempo favorable para la conversión permanente, recuerden que la Iglesia enseña que el signo perfecto para la conversión es en el sacramento de la confesión, también recordemos realizar el ayuno, la penitencia y la obras de misericordia, que son signos de verdadera conversión y más ayudan a vencer las tentaciones del mal, les invito a buscar el sacramento de la confesión y así arrepentirnos de nuestros pecados”.

Los primeros en recibir la ceniza en la cabeza fueron los ministros, quienes a su vez la colocaron a los fieles que estuvieron presentes.

En los tres municipios se implementaron los protocolos de salud por la contingencia.— José Pech Kú

Mayor cuidado animal

Gustavo Rodríguez Vega: Homilía del I domingo de Cuaresma