Destacada

Ley del Notariado en Yucatán: notarios se defienden de ser llamados la ''mafia inmobiliaria''

Los notarios dicen que en Yucatán constituyen un cuerpo responsable y solidario que realiza su trabajo con cuidado, profesionalismo y decoro.
domingo, 15 de mayo de 2022 · 06:45

Notarios yucatecos afirman que en las últimas semanas han sido objeto de injustos calificativos como “mafia inmobiliaria” y “labor degrada”, con motivo de la iniciativa de reforma a la ley del notariado que envió el Ejectutivo estatal al Congreso.

En un desplegado que se publica en la página 7 de la sección Local del Diario, 75 de los 100 fedatarios dicen que “rechazan categóricamente” cualquier epíteto que que tenga por objeto denigrar su labor y exigen respeto a su profesión.

Los notarios dicen que en Yucatán constituyen un cuerpo responsable y solidario que realiza su trabajo con cuidado, profesionalismo y decoro.

La probidad, la honestidad y la decencia son virtudes personales que no se adquieren por mandamiento de ley, subrayan.

En nueva entrega de amplia entrevista, la secretaria general de Gobierno, María Fritz Sierra, insiste en la necesidad de “eliminar criterios subjetivos” y de poner candados legales a la actuación de los notarios.

Sin embargo, tampoco descarta la posibilidad de que en el futuro alguien en el gobierno pueda aprovecharse para ayudar o perjudicar a ciertos fedatarios.

Explicaciones por las reformas de la ley notarial

La secretaria general de Gobierno, abogada María Fritz Sierra, no descarta la posibilidad de que al transferir las funciones de vigilancia y control de la actividad notarial del Consejo de Notarios a la Consejería Jurídica, gente del gobierno, ahora o más adelante, pueda aprovecharse para ayudar o perjudicar a ciertos fedatarios.

A una pregunta expresa sobre el tema, la Licda. Fritz Sierra explicó que en las mesas de análisis previas a la presentación de la iniciativa de reforma de la Ley del Notariado, cuyos detalles hemos publicando, se planteó que, en efecto, podría existir esa posibilidad, “porque de que es posible, es posible”, admitió.

El hecho de pensar que quien esté al frente del gobierno en cierto momento quiera utilizar estos cambios a la ley para ayudar a unos o perjudicar a otros “es algo que nos preocupa a todos”, apuntó.

La funcionaria cree, empero, que esto sería muy difícil de hacer “porque está tan especificado el procedimiento” (de vigilancia y control), así como los tiempos, que si uno no cumple con los plazos establecidos, incurre en responsabilidad y el afectado puede obtener un amparo para obligar a la autoridad a resolver.

“Precisamente de esto trata la ley, de que los encargados de aplicarla tengan también candados y eliminen el criterio subjetivo para fastidiar a alguien”, precisa la funcionaria.

Como hemos publicado, la Licda. Fritz Sierra, acompañada del consejero jurídico Yussif Heredia Fritz y del director del Insejupy, Heide Zetina Rodríguez, visitó este periódico el martes pasado para explicar los alcances jurídicos y sociales de esa iniciativa.

Respecto de los actos de corrupción cometidos presuntamente por un grupo de notarios, usted ha dicho, comentó el Diario, que de los cien fedatarios registrados actualmente, noventa son personas decentes y los otros diez serían los responsables de la mayoría de las irregularidades detectadas en la actividad notarial. La pregunta es: ¿todo este despliegue reformador se hace solo por esas diez personas?

“No, el criterio es mejorar el servicio de la función notarial para la ciudadanía”, respondió la entrevistada. “Ese es el criterio, no pensar en diez notarios o en cien o en doscientos, sino en mejorar el servicio y dar certeza jurídica. También en clarificar los procedimientos para que a cualquier autoridad se le dificulte no cumplirlos. No hacerlo lo haría incurrir en responsabilidad como funcionario público”.

Sobre el mismo tema, Zetina Rodríguez precisó: “creo que si fuesen dos o tres, también lo haríamos, porque la actividad notarial es de suma importancia para la sociedad y por eso es necesario perfeccionar la norma”.

“Así sean diez o uno o dos notarios, lo importante es que no exista la oportunidad, la alternativa de no hacer las cosas como deben de ser”.

Para la Licda. Fritz Sierra estos cambios “van a beneficiar a los notarios que hacen correctamente su labor y perjudicarán a quienes no lo hacen. Esto es lo importante, podemos decir que quien no cumpla su función tendrá consecuencias...”.

¿Cómo cambiará la selección de notarios en Yucatán?

Además de la transferencia de las funciones administrativas del Consejo de Notarios al gobierno del Estado, la iniciativa para reformar la Ley del Notariado prevé cambios en los procesos de selección y capacitación de los notarios.

Según Yussif Heredia Fritz, consejero jurídico del Estado, actualmente el Consejo de Notarios es el órgano encargado de aplicar los exámenes a los aspirantes de notarios y de llevar al cabo las actividades de capacitación.

Estos exámenes los hacen tres sinodales nombrados por el Poder Ejecutivo, el Tribunal Superior de Justicia y el propio Consejo.

Si la iniciativa se aprueba, los exámenes serán aplicados por un sínodo de cuatro miembros: dos designados por el Ejecutivo, uno por el Tribunal Superior y otro del nuevo Colegio de Notarios.

Las patentes de aspirantes de notarios serían expedidas por la Consejería, que también asignará el orden para cubrir las notarías vacantes. Para eso se aplicará un segundo examen de competencia, público y por oposición.

De acuerdo con Heredia Fritz otro avance incluido en la iniciativa es la realización de exámenes psicométricos a los aspirantes a notarios y a los seleccionados para ocupar una vacante, a fin de conocer su nivel intelectual y su capacidad para asumir una función de ese tipo. (Continuará).— Hernán Javier Casares Cámara

Más de